Que no, compañero, que esto no es ninguna guerra. Claro que sí, amiga mía, todo es compatible si hay civismo. No, vecino, no, mi afán no es molestarte. Hay mucha gente que parece que se toma como algo personal el tema de las bicis. Porque van por fuera de su carril, porque se aparcan en las aceras, que si van muy rápidas, que molestan y no sé cuántos argumentos más. La bici por sí sola no hace nada de eso. La lógica nos dicta que es el sujeto que agarra el manillar el incívico, agresivo, irresponsable... Y los hay también que no. Las obras para la el carril bici son incómodas para todos y esto no funciona como en los sims, ese juego de ordenador en el que tú construías una carretera y comenzaban a pasar los coches que surgían como de la nada. Para llegar al tramo de carril bici hay que pisar asfalto, hay que cruzar aceras. No empieza y termina en la puerta de casa. Con sentido común, a todo se acostumbra uno.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios