Durante las campañas electorales se dicen muchas tonterías. Casi siempre se trata de entretener al posible votante con frases malsonantes, críticas salidas de tono, discursos que no tienen nada que ver con la comunidad en la que se celebran las elecciones, en definitiva, que parece que el partido no se juega en casa. Eso está pasando en Andalucía. Tenemos unas elecciones para elegir un Parlamento que resuelva los graves problemas que tenemos en nuestra comunidad. Aquí no se presenta Pedro Sánchez, ni Feijoo, ni Abascal (gracias a Dios). Perdemos el tiempo con el fraude del censo de la alicantina Sra. Olona en Granada y ahora el presidente Moreno nos quiere ocultar su gestión pidiendo el voto útil de los socialistas para su candidatura. Todo menos hablarnos a los andaluces del programa que llevan los distintos partidos para que Andalucía logre la convergencia (que VOX ha votado en contra) con el resto de las comunidades del país. Cosa difícil de momento porque los datos que acaba de hacer público el Instituto Nacional de Estadística (INE) las poblaciones con más paro y menos renta se encuentra en nuestra comunidad. Incluso la que tiene menos esperanza de vida. La Asociación para la Defensa de la Sanidad Pública, nos dice que Andalucía es la segunda comunidad con peores servicios sanitarios. Con estos datos, ¿cómo se puede estar perdiendo el tiempo con una señora que no está bien censada? Da igual que este en un censo o no, la cuestión es que esta candidata no tiene ningún conocimiento de Andalucía ni le interesa las autonomías, además de mal educada, faltona e insolidaria, por lo tanto, dejemos de hacerle propaganda gratis que es lo que busca. Por otra parte, los datos del INE dejan sin argumentos la propaganda del actual gobierno andaluz de que ha habido un cambio en la comunidad con el gobierno del Partido Popular. Por mucho que intenten vender su gran gestión, los datos demuestran lo contrario. Ha sido un gobierno tranquilo, con estabilidad porque Ciudadanos se ha dedicado a estar de oyentes y el PSOE ha tardado más de lo debido en situarse en la oposición, pero ese cambio prometido no es verdad. Estamos viendo lo que está sucediendo en Castilla y León, con la coalición del PP y VOX. Los andaluces no pueden dar un paso atrás con todo lo que se ha conseguido. Juanma Moreno ha estado gobernando desde un centrismo moderado, (él lo es) pero que sucederá, si como dicen las encuestas, tiene que aliarse con VOX. El único cambio que ha existido en Andalucía es el cambio histórico conseguido desde que se consiguió su autonomía, que por cierto todos los andaluces sabemos quiénes estaban a favor y quiénes en contra. Ahora después de cuatro décadas la derecha vuelve a cuestionar la vertebración territorial del Estado español. Vox no cree en las autonomías, pero si entra en sus gobiernos y Feijoo vuelve a cuestionar (desde los tiempos de AP) el articulo 2 de la Constitución sobre las nacionalidades. Por consiguiente, dejen de distraernos, expliquen qué políticas tienen para reducir el paro, para reducir las listas de esperas de atención especializadas en sanidad que están desbordadas, para evitar el cierre de colegios públicos, para la creación de I+D+I y cuál es la solución para evitar que sigan aumentando las desigualdades. Lo demás, es puro entretenimiento.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios