Elecciones Municipales en San Fernando Diez cosas que nunca se hicieron (o no se terminan)

  • Más allá del Ayuntamiento y sus proyectos sin ejecutar, otras administraciones también tienen asignaturas pendientes con la ciudad

El Puente Zuazo, en una imagen de archivo. El Puente Zuazo, en una imagen de archivo.

El Puente Zuazo, en una imagen de archivo. / Roman Ríos

Las actuaciones pendientes en la ciudad no es algo único del Ayuntamiento. Otras administraciones también arrastran deudas históricas con San Fernando, algunas muy significativas y constantes por las demandas de los propios vecinos, colectivos y partidos. Otras, menos latentes; y en algún caso, casi olvidadas aunque en épocas anteriores dieron mucho de que hablar.

La regeneración de la playa de La Casería y la construcción de un paseo marítimo en la zona era un tema que se trató en elecciones anteriores por las propuestas o las exigencias de algunas formaciones políticas. En esta campaña para las elecciones municipales, por el contrario, sí se ha hablado de infraestructuras exigidas como el enlace entre Tres Caminos y La Carraca; y por supuesto se ha puesto sobre la mesa el tema del tranvía. Planteamos en este panorama una decena de cosas que nunca se hicieran, o que no se han terminado.

1. PUENTE ZUAZO

En noviembre se cumplieron diez años de la firma del convenio de colaboración entre el Ministerio de Fomento y los ayuntamientos de San Fernando y de Puerto Real para impulsar la recuperación del Sitio Histórico del Puente Zuazo y de las fortificaciones anejas. Se atendería en los años posteriores solo la primera fase, la de rehabilitación del Real Carenero y algunas baterías defensivas, pero quedó pendiente la intervención en el propio Puente Zuazo, en el baluarte del Caballero Zuazo y otras baterías. Su alto coste, 19 millones de euros (porque incluye un acceso por carretera a Puerto Real y el desvío de un tubería de agua), bloqueó sin fecha la actuación, a pesar de los compromisos y de que en estos años se ha insistido en que se ejecute con cargo al 1% Cultural de Fomento.

2. TUBERÍA GENERAL DEL AGUA

La actuación para arreglar de una vez por todas los problemas que arrastra una de las tuberías generales de abastecimiento de agua de la ciudad es uno de los asuntos pendientes y sangrantes al que todavía no le ha metido mano el Consorcio de Aguas de la Zona Gaditana. No es extraño que el tubo reviente habitualmente en la zona del polígono de Tres Caminos, y esto afecte al suministro a La Isla, especialmente en las zonas más altas de la ciudad. A eso se une, precisamente, la necesidad de desviar las tuberías que discurren por el Puente Zuazo, que ya sufrió filtraciones por su mal estado. Valorado en unos 5 millones de euros, estaba planificado su realojo en el ramal paralelo que se construyó con las obras del tranvía.

La carretera anegada por el agua de la tubería de Tres Caminos, en una imagen de archivo. La carretera anegada por el agua de la tubería de Tres Caminos, en una imagen de archivo.

La carretera anegada por el agua de la tubería de Tres Caminos, en una imagen de archivo. / Román Ríos

3. PASEO MARÍTIMO DE LA CASERÍA

Lleva años olvidado, pero la regeneración del litoral en la zona de La Casería era una demanda a Costas vinculada al desarrollo urbanístico que se buscaba para la zona, a las posibilidades turísticas del lugar y, por supuesto, a la mejora medioambiental de este borde del saca interior de la bahía. El proyecto que data de 2005 aproximadamente contemplaba un aporte extraordinario de arena para la playa y la transformación de toda la franja costera hasta el Cementerio de San Carlos Lo recordaba el diputado de Ciudadanos Javier Cano en 2017 tras la respuesta a una de sus preguntas: aunque el Ministerio de Medio Ambiente habría librado una partida inicial de 1,8 millones, no había planes desde el Gobierno central de retomar esta iniciativa. El acceso peatonal a todo este borde peatonal e incluso la posibilidad de conectarlo con Punta Cantera parece condenado a ser solo una ilusión para la ciudad.

4. ENLACE DE LA AUTOVÍA CON FADRICAS

Al año 2000 se remontan los trámites para que la ciudad contara con este enlace desde la autovía a la superficie de Fadricas para mejorar la comunicación de este espacio empresarial. Su puesta en marcha no fue sinónimo de finalización, ni mucho menos. En 2008 Fomento paró la actuación por la duplicación de la vía férrea, y en 2011 cuando podían retomarse la adjudicataria entró en concurso de acreedores. Todos los anuncios de la resolución del contrato y una nueva adjudicación quedaron en nada. A principios de año, cuando el borrador de Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2019 trascendió se comprobó que –al contrario que en los ejercicios anteriores– la partida para este proyecto quedaba rebajada a 100.000 euros. Las explicaciones al gobierno local entonces fueron que ni el expediente administrativo estaba resuelto ni había constancia de que la modificación que necesitaba el proyecto –para aumentar la altura de la estructura que superaría la vía férrea por su duplicación– se hubiera hecho. La reivindicación de este enlace sigue vigente.

5. CONEXIÓN DE LA CA-33 POR LA TRASERA DE JANER

El proyecto del tranvía en San Fernando venía acompañado de una serie de actuaciones en la ciudad para compensar los cambios significativos que se iban a producir con la incorporación de un nuevo medio de transporte. Una de esas mejoras (aunque ya se había hablado de esta posibilidad allá por los años 90) era la construcción por la trasera de Janer de una carretera para conectar la autovía con la zona de Constitución y Camposoto. Entre otras cosas, se planteaba rebajar el tránsito rodado en la rotonda ala Fuente de la Comunicación por donde cruza el trazado del tranvía. El Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) incluye estos nuevos accesos, que sin embargo la Junta dejó aparcados hace años.

6. NUDO DE TRES CAMINOS

La llegada del verano y el aumento de la circulación en las carreteras, especialmente de desplazamientos hacia la costa, confirma cada año las peculiaridades y deficiencias del nudo de comunicaciones de Tres Caminos, que inevitablemente afecta a San Fernando. La actuación, definida como compleja, resolvería los problemas que desde hace años arrastra un punto negro de las carreteras gaditanas por la confluencia de las autovías A-4, A-48 y CA-33. Sin embargo, año tras año, gobierno central tras gobierno central, no llega una apuesta decidida por su ejecución. A pesar de incluirse partidas –más o menos significativas o apenas simbólicas– los gaditanos y visitantes sufrirán un verano más los atascos tradicionales del lugar.

Camino terrizo entre Tres Caminos y Navantia, creado para el paso de máquinas de obra. Camino terrizo entre Tres Caminos y Navantia, creado para el paso de máquinas de obra.

Camino terrizo entre Tres Caminos y Navantia, creado para el paso de máquinas de obra. / Román Ríos

7. ENLACE TRES CAMINOS-NAVANTIA

La Carta Ciudadana, el documento que redacta la Federación de Vecinos con las aportaciones de sus asociaciones, contempla en su última renovación otra vez la necesidad de contar con una carretera desde Tres Caminos que descongestione el tránsito diario hacia la factoría naval y las instalaciones militares de La Carraca. Ni siquiera la posibilidad ya firme –tras un convenio entre el Ministerio de Defensa y el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif)– de hacer uso de la vía de servicio paralela al Puente de Hierro frena esta reivindicación histórica, que supondría otra salida para la ciudad, sin necesidad de llegar hasta la Venta de Vargas. En la reclamación de una alternativa circulatoria, que se ha hecho desde los partidos políticos, el propio Ayuntamiento, instancias empresariales y colectivos de la ciudad, siempre se ha mencionado la necesidad de mejorar la competitividad de los astilleros al reducir costes con la mejora de la movilidad. La opción de aprovechar el carril creado por las obras de la vía férrea se ha topado con la negativa de Medio Ambiente en los intentos que ha habido anteriormente al discurrir por zonas de marismas y por Parque Natural. La Isla, sin embargo, persevera en la necesidad de este kilómetro de carretera.

8. LIBERACIÓN COMPLETA DE LA PLAYA DE CAMPOSOTO

La liberación completa de la playa de Camposoto está íntimamente ligada a la recuperación de suelo militar que demanda el municipio. Es otra de las reclamaciones que va dirigida al Ministerio de Defensa. El principal escollo para que los isleños disfruten del 1,3 kilómetros de costa que sigue en manos militares es la presencia de un campo de tiro de fusilería, aunque en octubre de 2017 se conoció un informe de Defensa que abría la puerta a su desafectación, con el traslado de la galería al interior del Acuartelamiento de Camposoto. A pesar de ese empuje y de que los partidos y algunos colectivos reclamaron que se hiciera realidad esta opción, todo sigue en el aire.

Interior del centro de salud de Camposoto sin terminar, en una imagen de archivo. Interior del centro de salud de Camposoto sin terminar, en una imagen de archivo.

Interior del centro de salud de Camposoto sin terminar, en una imagen de archivo. / Román Ríos

9. CENTRO DE SALUD DE CAMPOSOTO

La terminación del centro de salud de Camposoto es una exigencia constante de los vecinos de San Fernando que vieron como en 2012 se paraban las obras y desde entonces nada se ha hecho. Sus movilizaciones a pie de edificio a medio construir, con la participación de partidos políticos, la Federación de Vecinos y otros colectivos, lograron que se interviniera en el lugar para evitar incidentes –conatos de incendio– y actos vandálicos, y se protegiera toda la superficie. Las reuniones de los responsables vecinales con la Junta se tradujeron en el compromiso para licitar el nuevo proyecto que hacía falta. Nada se sabe de los planes del nuevo Gobierno andaluz con este equipamiento que se estimaba como fundamental para atender a una parte importante de la población isleña.

10. TRANVÍA

En este repaso por algunos de los temas que otras administraciones tienen pendientes con la ciudad no podía faltar el tranvía, aun cuando el pasado domingo en las páginas electorales ya se ofrecía como tema monográfico. En esas líneas se recogían las críticas que el desarrollo de las obras había recibido y aún recibe, más allá de una posición inicial a favor o en contra del proyecto. La aparición y desaparición del tranvía en pruebas, las obras todavía sin acabar de conexión con la vía férrea, la ejecución de una obra que sigue creando desperfectos en la calle Real, el retraso considerable en su puesta en funcionamiento, la falta de una ordenanza reguladora del uso de la calle Real, la posibilidad que lanzan algunos partidos de que vuelva la circulación a esta vía... todo se acumula para que los isleños se muestren escépticos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios