consorcio | estado de las cuentas

La Zona Franca cerró el año 2013 con un desequilibrio financiero de 86,7 millones

  • El informe de auditoría de las cuentas anuales refleja que lo que tenía que pagar a corto plazo superaba en esa cifra a los ingresos También que tenía unos fondos negativos de 54,4 millones

La Zona Franca de Cádiz tiene un desequilibrio financiero de aproximadamente 86,7 millones de euros "al ser mayor el exigible a corto plazo que el activo corriente", según lo que aparece en el Informe de Auditoría de las Cuentas Anuales del Ejercicio 2013 que ayer se vio en el pleno del Consorcio. Esto quiere decir que lo que tiene que pagar a corto plazo supera en 86,7 millones de euros a lo que tiene que recibir en el mismo período de tiempo.

Este documento, que está firmado por la Intervención Territorial de Jerez, asegura que el Consorcio había incurrido en pérdidas que habían disminuido "significativamente" su situación patrimonial. Como consecuencia de ello, el informe refleja que el balance de situación a 31 de diciembre de 2013 presenta unos fondos propios negativos de 54,4 millones de euros. Eso quiere decir que las deudas superan en esta cifra a lo que valen sus activos (bienes y derechos).

El interventor relata que estas condiciones "indican la existencia de una incertidumbre significativa sobre la capacidad de la entidad para continuar sus operaciones de forma que pueda realizar sus activos y liquidar sus pasivos".

La Zona Franca, tal y como anunció su delegado del Estado las pasadas navidades, ha llegado a diversos acuerdos para renegociar una deuda financiera que "de largo" superaba los 100 millones de euros.

Precisamente lo que la auditoría dice con respecto a las cuentas anuales de 2013 es que los ingresos no son capaces de ir reduciendo esa deuda financiera, algo que el año pasado se ha tratado de solucionar con esa renegociación de la deuda.

Precisamente la auditoría es la que marcó el camino, ya que el informe señalaba que no era posible determinar los efectos que "pudieran derivarse de dicha situación de desequilibrio patrimonial y financiero, principalmente considerando que la capacidad de la entidad para afrontar las obligaciones a corto plazo dependerá en gran medida de la obtención de recursos financieros adicionales o de la refinanciación de dichas obligaciones mediante nuevos acuerdos".

Jorge Ramos Aznar señaló en ese desayuno navideño que gracias a las medidas que se habían tomado se habían nivelado los gastos de explotación incrementando los ingresos. En aquel momento dijo que "es evidente que con ese pasivo bancario teníamos que cambiar la dinámica de esta casa". Así entre otras cosas la filosofía a seguir es que cualquier inversión que se acometiera a partir de ahora iba a tener retorno.

En el informe de auditoría se reflejó también la situación que se vivía en ese momento con las empresas que estaban participadas por el Consorcio y que se encontraban en un proceso judicial, como la Corporación Quality, con la que todavía colea la posible ejecución de las sentencias desfavorables a la Zona Franca de Cádiz y que supondría para Sogebaq un desembolso cercano a los 13 millones de euros. Sin embargo, hasta que el proceso no se finalice en el ámbito penal, no se determinará si la Zona Franca finalmente tiene que ejecutar esta sentencia.

Con Rilco ocurre lo contrario tras el fallo del Tribunal de Cuentas, que obliga a dos ex delegados, Manuel Rodríguez de Castro y Miguel Osuna, a devolver 4,3 millones de euros.

No obstante, el interventor deja claro que las consecuencias financieras para el Consorcio por los litigios en curso "no pueden ser determinadas de forma objetiva a fecha actual", refiriéndose al 31 de diciembre de 2013. En cualquier caso, asegura que esa cuestión no modifica su opinión sobre las cuentas auditadas.

También hace el informe de la auditoría una foto fija acerca de que el Consorcio participa, directa o indirectamente, en 15 sociedades en esa fecha, de las cuales 12 eran las que integraban el grupo a efectos de presentación de las cuentas anuales consolidadas.

También especificaba que en esa fecha las sociedades Corporación Alimentaria Quality, Quality Fish Industrias Pesqueras, Quality Food Industria Alimentaria, Quality Service gestión de Servicios Integrales, Rilco, Depósito Franco de Algeciras y Desarrollos Energéticos de la Bahía se encontraban en proceso de liquidación.

En cuanto a la opinión que da el auditor de la Intervención territorial de Jerez dice que las cuentas anuales expresan en todos sus aspectos significativos da una imagen fiel del patrimonio y de la situación financiera del Consorcio de la Zona Franca de Cádiz a 31 de diciembre de 2013, "así como de sus resultados y flujos de efectivo correspondientes al ejercicio anual terminado en dicha fecha".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios