El Ayuntamiento de Cádiz

Las claves para el nuevo gobierno de Kichi

  • Cádiz está necesitada de profundos cambios para afianzar su desarrollo

El nuevo gobierno local tras su toma de posesión el pasado sábado El nuevo gobierno local tras su toma de posesión el pasado sábado

El nuevo gobierno local tras su toma de posesión el pasado sábado / Joaquín Hernández Kiki

Comentarios 16

Tras su clara victoria en las elecciones municipales del 26 de mayo, tras las emociones del acto de investidura como alcalde el pasado sábado, José María González y su equipo más cercano preparan el reparto de poder entre los doce concejales que le acompañarán en el gobierno de la ciudad durante los próximos cuatro años. El diseño del equipo está ya cerrado, salvo tal vez mínimos flecos. El aumento de concejales y concejalas respecto al anterior mandato, va a facilitar el reparto de las delegaciones

Se va a trabajar mejor, además, porque ya no habrá una sobrecarga de responsabilidades entre pocos ediles. Y, además, se llega con la tarea aprendida de cómo debe funcionar el Ayuntamiento, tiempo que nos vamos a ahorrar en un segundo mandato donde hay mucho que hacer, para así afianzar el futuro de Cádiz.

El Ayuntamiento por dentro

Aunque para el vecino de la calle tal vez le pueda parecer una cuestión secundaria, para el funcionamiento del día a día del Ayuntamiento es esencial tener bien ordenadas las delegaciones y los técnicos y técnicas que van a trabajar codo a codo con los ediles.

En el primer gobierno de la coalición de izquierdas, las primeras semanas se utilizaron para desmantelar a la mayor parte de los cargos directivos. Esta circunstancia, cuyo error se lamentó posteriores de forma interna, acabó provocando la paralización de muchas concejalías y un funcionamiento deficiente de departamentos muy importantes en la gestión municipal. Alguna ex concejala aún lamenta la decisión tomada en caliente que al final ayudó a dejarla fuera en la candidatura de Adelante Cádiz.

Es por ello esencial reordenar de forma adecuada todos estos departamentos. Hay técnicos y técnicas en el Ayuntamiento lo suficientemente preparados y profesionales. Sólo queda situarlos en el lugar adecuado.

Modelo de ciudad

Todo gobierno, sea cual sea su color político, tiene, o por lo menos debería de tener, su modelo de ciudad. Es el elegido por una mayoría de votantes y por ello tiene la obligación de sacarlo adelante. En el caso de Cádiz, una ciudad pequeña donde en la mayor parte de los casos hay que realizar operaciones de microcirugía, cualquier operación de calado que se haga irá acompañada de alguna queja ciudadana. 

La cuestión es cumplir lo prometido y evitar, en la medida de la posible, actuar con prisas a la hora de poner en uso equipamientos que, vacíos desde hace años, podrían desaprovecharse por el único afán de abrirlos.

Este modelo de ciudad estará muy presente en el nuevo Plan de Ordenación Urbana que el equipo de González pretende elaborar en este mandato. Es, en todo caso, un proceso administrativo lento de ejecutar por lo que tal vez no dé tiempo tenerlo listo en este mandato, pero sí podrá reflejarse en actuaciones que se vayan emprendiendo como adelanto del mismo, como sin duda será la mejora de la sostenibilidad urbana.

Los dos grandes problemas

Aunque en los últimos cuatro años se ha rebajado de forma notable la tasa de desempleo en Cádiz, el paro sigue siendo la gran lacra de la ciudad. Sin trabajo, y sin sueldos justos, es difícil que buena parte de nuestra sociedad pueda progresar. Esta falta de trabajo junto a la existencia de empleos mal pagados inciden también de forma directa en la vivienda, el otro gran problema de la ciudad.

La reactivación de las promociones privadas indica que la ciudad mejora en su económica y que cada vez atrae a más ciudadanos de otros puntos de España y de Europa. Pero sigue existiendo un importante déficit de vivienda pública. En su primer mandato, el gobierno de izquierdas ha reanudado obras en un sector que estaba parado desde hace años. Pero es un esfuerzo mínimo ante las necesidades que hay.

Aquí se nota la ausencia de la Junta de Andalucía, que ni invierte ni tampoco aporta fondos a la administración local. En este mandato el gobierno de PP y CS debe demostrar que ha venido para cambiar cosas y, entre ellas, está la necesidad de invertir en Cádiz. Suelo tiene y mucho.

Formación y educación

Junto a la vivienda y el trabajo, la formación y la educación se unen a los grandes problemas estructurales de la ciudad. Sólo mejor formados puede progresar una sociedad. Y junto a la formación, la educación como ciudadanos que implica el respeto a nuestro patrimonio, el respeto a nuestros equipamientos, plazas, calles, paseos, playas, que nos permita ofrecer una ciudad, a nosotros y a nuestros visitantes, agradable.

Es fundamental una apuesta más clara por la educación pública. Aquí es obligada una mayor inversión de la administración regional. Y es esencial también potenciar el desarrollo de la Universidad de Cádiz como uno de nuestros pilares. En este caso, se ha avanzado mucho en estos últimos años. Queda evitar un parón.

El día a día

En un periodo de tiempo esperemos que breve, el nuevo Ayuntamiento contará con nuevos contratos para la limpieza urbana y el transporte público. Dos servicios que trasladan la imagen que de la ciudad quiere dar el gobierno de turno. En ambos casos habrá que esperar mejoras respecto a lo que ya tenemos, sobre todo cuando acumulados años de retraso en la puesta en marcha de estos nuevos contratos.

La ciudad abierta al mundo

Turistas en la plaza de San Juan de Dios Turistas en la plaza de San Juan de Dios

Turistas en la plaza de San Juan de Dios / Jesús Marín

Cádiz ya está metida de lleno en el sector turístico internacional. Los visitantes no llegan sólo por barco, cada vez son más los grupos nacionales e internacionales que apuestan por visitarnos. Los grandes medios escritos anglosajones elogian la ciudad, a la que acaban de descubrir. Todo ello se une al cada vez mayor número de ciudadanos acomodados que compran su segunda residencia en Cádiz.

El nuevo Ayuntamiento culminará pronto las ordenanzas para el control de los apartamentos turísticos. No se rechaza esta modalidad de alojamiento sino que se busca, con lógica, un crecimiento que evite un despoblamiento mayor del casco antiguo.

La ciudad, en todo caso, sigue necesitando grandes hoteles. La ausencia de ofertas de cinco estrellas dificulta, por ejemplo, la conversión del puerto de Cádiz en un puerto base para los cruceros. Además, hay turistas de alto nivel económico que deben pernoctar en otras ciudades de la provincia ya que no encuentran en la capital hoteles de mayor categoría.

Estrechamente ligado al turismo y la proyección internacional de Cádiz está la recuperación de su patrimonio históricos.

Hay quienes, con escasa capacidad de visión de nuestro futuro, desprecian actuaciones de mantenimiento de nuestro patrimonio. Por el contrario, lo lógico sería reclamar más dinero para la puesta en valor de nuestras fortificaciones y para la mejora de nuestros museos. Todo supone un nicho de empleo, de negocio, de riqueza para la ciudad que otras localidades han sabido aprovechar desde hace tiempo.

Los grandes espacios pendientes

La Junta tiene demasiadas deudas pendientes con los gaditanos. Además de la referencia anterior a la vivienda y a la apuesta por los centros de educación públicos, mantiene sin uso desde hace varios quinquenios espacios urbanos de grandes dimensiones, como los solares de San Severiano y Construcciones Aeronáutica. Sigue sin aclararnos si se hará o no el Hospital Regional, con lo que se paraliza una operación para 600 nuevas viviendas; mantiene sin avance el proyecto de Tiempo Libre y su conversión en un nuevo hotel.

El Estado tiene también su debe. Además del nuevo complejo administrativo en la plaza de la Constitución, pendiente desde hace más de quince año, está en sus manos acelerar la recuperación de todo el frente marítimo de las murallas. Y, sobre todo, evitar la ruina del castillo de San Sebastián, a lo que unimos, para terminar, la eterna espera por la definitiva ampliación del Museo de Cádiz.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios