Cádiz CF

La tarea pendiente del Cádiz CF en la última semana de mercado

  • El club busca salida a cuatro jugadores para acometer dos fichajes

David Querol celebra un gol del Cádiz. David Querol celebra un gol del Cádiz.

David Querol celebra un gol del Cádiz.

Una semana le queda al Cádiz CF para terminar de definir la plantilla con la que competirá al menos hasta la apertura del mercado de invierno allá por enero de 2020. Hay margen hasta el próximo 2 de septiembre, aunque el tiempo empieza a echarse encima.

El club tiene tarea por delante y todo apunta a que los movimientos se acelerarán durante estos días, que se presumen frenéticos. El director deportivo, Óscar Arias, anunció hace una semana que el plantel estará compuesto por 22 jugadores y en caso de necesidad es posible recurrir a jóvenes del filial, que se ha estrenado en Segunda División B.

A día de hoy son 24 los futbolistas los que componen el primer equipo y además la intención de la entidad cadista es fichar un delantero y un extremo.

Para dar cabida a dos nuevos jugadores, deberían salir cuatro de los actuales integrantes de la plantilla. Los principales candidatos a cambiar de destino son Brian, Lekic, Jovanovic y David Querol.

El caso del lateral izquierdo es de sobra conocido. Cervera no cuenta con Brian y el club negocia con el Rayo Vallecano el traspaso del catalán. De momento no hay acuerdo.

Lekic sabe desde hace semanas que no entra en los planes del Cádiz y aunque el ariete maneja varias ofertas, no termina de dar el paso a falta de unos días para el cierre del mercado.

La situación de Jovanovic se ha complicado porque el club inscribió al atacante de 20 años con ficha del primer equipo y si juega con el filial no podrá hacerlo con los mayores. El pasado fin de semana no entró en la convocatoria del Cádiz ni del Cádiz B y la lógica apunta a una salida en calidad de cedido porque tiene contrato hasta el 30 de junio de 2023.

David Querol no ha participado un solo minuto desde el comienzo del campeonato aunque tanto en el partido contra la Ponferradina como en la visita al Mirandés ocupó plaza en el banquillo. Puede ser uno de los sacrificados para dejar hueco a nuevas incorporaciones.

No es descartable que se produzcan otros movimientos en un mercado que se vuelve loco los últimos días. El Cádiz tiene en su nómina a cinco centrales y el club no vería con los malos ojos la venta de Marcos Mauro, quien acaba contrato a final de temporada y no acaba de renovar.

Cervera ha dejado claro que cuenta con Marcos Mauro, a quien califica de jugador importante que de momento no ha jugado este curso después de haber sufrido molestias.

El central que no encaja en las piezas del técnico es Sergio Sánchez, el único de los cinco que no ha entrado en las convocatorias en las dos jornadas iniciales de Liga. El club se niega a abrir la puerta al barcelonés.

La salida de jugadores es indispensable para que puedan llegar otros y el club se ajuste al tope salarial establecido por LaLiga.

La prioridad es el fichaje de un delantero y todos los caminos apuntan a día de hoy a Choco Lozano. Las negociaciones con el Girona siguen abiertas aunque el Cádiz tiene en cartera otras opciones si no cuaja la operación.

El fichaje de un extremo (si es posible que se puedan desenvolver en las dos bandas) es el otro asunto pendiente que está condicionado a la marcha de jugadores para hacer hueco en la plantilla. El gran deseado era José Carlos Lazo, que al final firmó por el Almería. El georgiano Levan Shengelia estuvo cerca buena parte del verano pero toma rumbo al fútbol turco.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios