Cádiz CF

Lo que daría Cervera por tener a Garrido a tope

  • El técnico dice que no acaba de ver al medio "al nivel de exigencia de Primera División"

Cervera da instrucciones a Garrido en un partido. Cervera  da instrucciones a Garrido en un partido.

Cervera da instrucciones a Garrido en un partido. / Joaquín Pino

El entrenador del Cádiz CF, Álvaro Cervera, fue preguntado el martes 22 de diciembre por José Mari y Jon Ander Garrido. El roteño sigue de baja tras dañarse una rodilla a principios de noviembre y el vasco no termina de entrar en el equipo después de superar una larga lesión en una pierna.

El inquilino del banquillo del Cádiz CF reconoció que José Mari "es un futbolista fundamental" en su sistema de juego. "Entiende a la perfección el juego del equipo y al entrenador y además está de acuerdo", señaló el técnico durante la rueda de prensa telemática que ofreció a modo de previa del partido contra el Real Betis.

Con la explicación que dio, no es difícil deducir que la ausencia del gaditano en las últimas jornadas tiene especial importancia para el responsable del vestuario.

El preparador cadista explicó, sobre Garrido, que aún no lo ve a tope. "Después de superar la lesión no lo acabo de ver al nivel de exigencia de Primera División", explicó Cervera antes de describir la situación con un ejemplo: "Jugó contra la Real Sociedad y vi que le falta ritmo para Primera".

"Garrido es un jugador de corte defensivo y es importante que esté bien, y no lo veo a su nivel", destacó el entrenador.

A Cervera la gustaría tener la mejor versión de Garrido. Lo desea tanto que "pondría dinero de mi bolsillo para que estuviese al máximo nivel", expuso el míster. Pero la realidad a día de hoy es que con el nivel actual del medio "no le da para esta categoría".

La curva descendente en las últimas jornadas

Las cifras cosechadas en las fechas más recientes reflejan una preocupante tendencia a la baja de un equipo que pierde fuelle mientras sobrevive de las rentas acumuladas en el esprint de salida de la temporada.

Los datos están ahí. El Cádiz CF ha pasado de sumar 14 puntos en las ocho jornadas iniciales del campeonato a amarrar sólo cuatro en los seis capítulos posteriores para acreditar total de 18. La diferencia es abismal y la consecuencia es un acercamiento a la zona de descenso.

El frenazo es un hecho constatable hasta el extremo de que el equipo de Álvaro Cervera ocupa la penúltima posición de una imaginaria clasificación de las últimas seis jornadas. Los cuatro puntos de 18 (14 se han ido al limbo) le sitúan como el segundo peor conjunto en el último mes medio junto con el Real Betis (el próximo rival) y el Elche. Sólo el Osasuna lleva un recorrido más errático con un solo punto.

El balance de esa media docena de episodios es de un triunfo (2-1) contra el Barça, un empate (1-1) en el campo del Elche y cuatro derrotas ante el Atlético de Madrid (4-0), Real Sociedad (0-1), Celta de Vigo (4-0) y Getafe (0-2).

¿Por qué el repentino parón del conjunto amarillo? Hay un elemento clave que lo explica. El Cádiz CF basa su juego en la defensa y con ella en dejar la portería a cero, pero en los seis últimos encuentros ha recibido al menos un gol. Nada que ver con los ocho primeros envites, cuando cinco rivales no lograron perforar el arco cadista. Nada menos que 13 goles en contra en esos seis encuentros más cercanos en el tiempo (un promedio de 2 por partido) frente a los seis tantos de los ocho duelos anteriores (una media de 0,75).

Y un factor que acompaña al Cádiz CF como una pesada losa: cuando se ve por debajo en el marcador, la derrota es casi segura. El ejemplo que todavía está caliente es el del duelo ante el equipo de José Bordalás. Marcó Cucho Hernández a la media hora y los amarillos sólo tiraron una vez entre los tres palos en todo el partido. Gol en contra y se acabó la historia.

No sólo recoge más veces el balón en su propia portería. El Cádiz CF ralentiza su producción anotadora. Sólo tres goles a favor en seis citas (0,5 por partido), y en cuatro de ellas se quedó sin marcar. La escasa pegada contrasta con el acierto de los ocho compromisos iniciales, cuando firmó ocho dianas (una media de una).

El conjunto amarillo pasa a ser el tercer menos goleador del torneo de la regularidad con 11 goles (los mismos que el Getafe, Deportivo Alavés y Osasuna). Sólo Eibar y Elche, con diez, marcan menos que los gaditanos.

Y un problema que se extiende con el paso de las semanas. El Cádiz CF es el segundo peor local de la Liga, sólo por detrás del Eibar. Sólo ha sumado cinco puntos de los 21 dirimidos en su feudo frente a los 4 del equipo vasco. Una victoria (ante el Barcelona), dos empates (frente al Granada y Villarreal) y cuatro varapalos (contra el Osasuna, Sevilla, Real Sociedad y Getafe) componen una trayectoria en casa que es muy mejorable.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios