Tribunales

José Blas Fernández recurre el archivo de la querella contra el alcalde

  • Acusa a la jueza de copiar el anterior auto y de no seguir lo pedido por la Audiencia por la acusación de la falta de información

José Blas Fernández y José María González firman un convenio. José Blas Fernández y José María González firman un convenio.

José Blas Fernández y José María González firman un convenio. / MF

Comentarios 6

El caso de la querella presentada por el concejal del Partido Popular José Blas Fernández contra el alcalde José María González 'Kichi' por no responder a unas 25 preguntas que había realizado no ha llegado a su punto final, pese a que el Juzgado de Instrucción número 3 de la capital gaditana la había archivado.

El edil popular ha presentado un recurso a este archivo con el principal argumento de que la jueza titular ha hecho caso omiso de lo que la Audiencia Provincial dictaminó, es decir, que tenía que retrotraerse al inicio del procedimiento porque no tenía que haber dado traslado al alcalde del contenido de la querella para que presentase su informe, cuando el propio José Blas Fernández no había ratificado la querella. Este auto de la Audiencia se produjo a raíz de un primer archivo que realizó el Juzgado de Instrucción.

El letrado del querellante, José Blas Fernández hijo, refleja en su escrito de recurso que el texto de este archivo es idéntico al primero sin que se haya tenido en cuenta lo que pide la Audiencia. Así, afirma que la jueza instructora. Rosa María García Jover, “no quiere acatar el sentido del auto” de la Audiencia Provincial. Eso, a su juicio, tiene como “único propósito” archivar la querella y no practicar ninguna de las diligencias propuestas.

El escrito de recurso es muy crítico por la jueza ya que dice que “en una actitud impropia de su cargo, cuanto menos desconsiderada con la Sala o en todo caso de ignorancia inexcusable, busca un mecanismo en su empecinamiento de querer archivar este asunto”.

Lo que explica el letrado es que una vez que la Audiencia le dice que tiene que iniciar el procedimiento y que debe dictar un auto admitiendo o rechazando la querella, decide admitirla y emplaza a que le remitan al juzgado alegaciones por parte del alcalde sobre los hechos que son objeto de la querella. Como estas ya están en el Juzgado porque los habían pedido antes de tiempo, inmediatamente acto seguido archivó de nuevo la causa “a pesar de que las alegaciones del alcalde fueron calificadas por la superioridad (Audiencia Provincial) de improcedentes y de emitirse en el más absoluto limbo jurídico”.

También carga las tintas en el contenido del auto de archivo porque “se observa que es el mismo es una copia” del que realizó el 10 de abril “salvo en la fecha”. En ambas resoluciones acuerdan el archivo de la causa dando por válidas la versión del alcalde, cuando la Audiencia Provincial dijo que “se hacen al margen del procedimiento.

Asimismo, también advierte que es “falso” que se haya practicado como única diligencia recoger las alegaciones del alcalde porque se hicieron antes del procedimiento. Por todo ello, se ha elevado de nuevo un recurso a la Audiencia Provincial, que tendrá que dictar de nuevo un auto.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios