el desarrollo de la ciudad | el cuidado del legado histórico

El Ayuntamiento busca dinero en Europa para salvar las murallas

  • El estado de las fortificaciones es cada vez peor ante la falta de un mantenimiento continuado

  • Se trabaja ya para optar por la declaración de Patrimonio de la Humanidad

El frente de Puerta de Tierra se encuentra en mal estado El frente de Puerta de Tierra se encuentra en mal estado

El frente de Puerta de Tierra se encuentra en mal estado / joaquín hernández kiki

Comentarios 4

Las fortificaciones de la ciudad, uno de sus grandes legados históricos junto a los restos arqueológicos romanos y fenicios, sufre el paso del tiempo y la falta de inversiones en su mantenimiento que, en algunos casos, comienza a rozar el estado de alarma por la erosión y las filtraciones que se están produciendo, especialmente en el frente de la Puerta de Tierra, San Carlos y el castillo de San Sebastián. En otros casos, como Santa Catalina y Candelaria, el estado de conservación es infinitamente mejor.

Nunca la ciudad ha tenido un estudio específico para estas fortificaciones, aunque el Plan de Ordenación Urbana, que data de 2012, advertía de la necesidad de contar con uno de forma urgente. Ahora, el gobierno municipal está dando los primeros pasos para la elaboración de un Plan Estratégico que definirá por una parte el estado de estos inmuebles (el documento incluirá también todo el patrimonio municipal, desde monumentos a edificios pasando por el mobiliario histórico), las necesidades de inversión y la prioridad según el estado en el que se encuentren.

El área de Patrimonio ya está trabajando en un Plan Estratégico para las fortificacionesHay zonas del frente de Puerta de Tierra que se encuentran en muy mal estado

La intención es contar con este informe a lo largo del próximo 2019. Lo ideal sería disponer del mismo antes de las elecciones municipales que se celebrarán en mayo de ese año, sin embargo la concejalía de Patrimonio apenas dispone de personal y se quiere contar con medios propios para la elaboración del Plan, y no contratar a empresas ajenas al Ayuntamiento. Será por ello necesario coordinar desde Patrimonio a otras delegaciones directamente implicadas en un proyecto de este calibre, como Urbanismo, Cultura, Medio Ambiente y Mantenimiento Urbano. A la vez, ya se están celebrando reuniones con los colectivos ciudadanos más activos en la defensa del patrimonio histórico de la capital, que ya están realizando trabajos en este campo.

El desarrollo de este novedoso documento quedará en nada si no se cuenta con financiación para ejecutar con agilidad todos los proyectos que se vayan planteando. Y aquí se choca con los escasos fondos de los que dispone el Ayuntamiento de Cádiz y más la Delegación de Patrimonio, que para el presupuesto de este año, que aún no ha entrado en vigor, apenas cuenta con 25.000 euros.

El teniente de alcalde de Patrimonio, David Navarro, es consciente lógicamente de que con esta mínima cantidad apenas se puede hacer nada, lamentando la situación en la que quedaron las arcas municipales tras el paso del PP "que nos dificulta cualquier actuación". A la vez, reconoce que antes de intentar incrementar esta partida prefiere contar con el Plan Estratégico y, de esta forma, ir sobre seguro.

En todo caso, viendo cómo están buena parte de las fortificaciones de la ciudad, está claro que el Ayuntamiento de Cádiz no podrá asumir la financiación de inversiones que podrán llegar a ser en su conjunto millonarias. Cabe recordar que cuando el Ayuntamiento de Teófila Martínez afrontó el arreglo parcial del frente de Puerta de Tierra, en mejores tiempos para la hacienda local, logró el apoyo financiero del Instituto de Empleo.

Aunque siempre se confía en contar con la aportación estatal, al fin y al cabo Puerta de Tierra está catalogado como Monumento Nacional, y la autonómica, lo cierto es que lo obtenido en las pasadas décadas en este campo ha sido nulo, más allá de las actuaciones que la Dirección General de Costas ha iniciado, a un ritmo extremadamente lento, para el arreglo de la línea de muralla de costas. En cuanto al 1,5% cultural, que aporta el Estado, el Ayuntamiento ha optado por defender el proyecto del futuro Museo del Carnaval para obtener estos fondos. En todo casos "se seguirán tocando a las puertas de estas administraciones", indica David Navarro.

De esta forma, el objetivo inicial es buscar fondos de la Unión Europea que permitan al Ayuntamiento ir afrontando poco a poco, con este dinero y con presupuestos propios, las obras de urgencia que necesitan las fortificaciones de la ciudad.

Para luchar por estas ayudas es necesario contar con el Plan Estratégico y tener claro qué usos se quiere dar a estas dependencias.

En esta planificación, David Navarro tiene claro que la recuperación de las bóvedas de Puerta de Tierra que están sin uso y muchas en muy mal estado de conservación corriendo incluso riesgo de desplome, especialmente en las bóvedas de San Roque, deben tener un uso relacionado con el entorno histórico en el que se encuentran. Aquí tendrá mucho que ver la posibilidad de lograr alguna financiación exterior que marque la actuación a realizar. Pone como ejemplo el concejal la posibilidad de crear en las bóvedas un museo virtual "3.0" que suponga un recorrido por la historia de las propias muralla "si hay alguna subvención que vaya en este sentido", como en su día pasó con el dinero que la UE aportó para el arreglo de una de las salas en el baluarte de San Roque, dedicada a la organización de exposición relacionadas con la emigración.

Lo cierto es que un recorrido por el frente amurallado, por San Carlos o por el castillo de San Sebastián alarma por el mal estado de algunas zonas de las fortificaciones. En Puerta de Tierra es evidente el desgaste de todo el frente del lienzo, así como la zona de las bóvedas de San Roque. Hay riesgo de desplome de las piedras en la balaustrada del foso del Pelíkano, hoy monopolizado por un ilógico parque canino abierto a pie de un Monumento Nacional. Junto al torreón hay placas de mármol caídas mientras que de forma periódica crecen ramajes en las almenas, ahora retiradas tras una actuación del nuevo Protocolo de Patrimonio.

La consecución del Plan Estratégico será también fundamental para fortalecer la futura candidatura de Cádiz que el frente de la muralla sea catalogado como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Este es un objetivo complicado, sobre todo porque España es el tercer país del mundo con monumentos o espacios urbanos que tienen esta protección. Un proceso complicado y administrativamente muy lento. Por lo pronto, Navarro está en contacto con los municipios de Córdoba y de Quito (Ecuador) para conocer cual ha sido el proceso que en su día siguieron para obtener el visto bueno de la Unesco. Es un proceso lento y minucioso que se puede alargar durante años. Que para entonces las murallas estén en buen estado será un punto a favor, pero no obligado. Pone como ejemplo el edil gaditano el fortín de San Juan de Puerto Rico, protegido por la Unesco cuando aún necesitaban obras de rehabilitación.

En todo caso, se logre o no la categoría del Patrimonio de la Humanidad está claro que las fortificaciones de la ciudad están cada ver en peor estado y que el tiempo corre en contra de su propio futuro.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios