Lunes Santo

El viento se hace cómplice del dolor de Los Afligidos

  • El paso de Nuestra Señora del Rosario avanzaba este año acompañado por una banda de música

Comentarios 3

Numerosos portuenses aguardaban desde pasadas las seis de la tarde a las puertas de la capilla del antiguo hospital San Juan de Dios, en la avenida Micaela Aramburu, la salida procesional de Nuestro Padre  Jesús de los Afligidos.

Durante toda la mañana numerosos portuenses e incluso turistas  de paso en la ciudad se habían acercado hasta la capilla para contemplar las imágenes tanto del Cristo como de María Santísima del Rosario preparadas para realizar su estación de penitencia en la calle, una vez que a las doce se celebró una eucaristía abierta al público.

Entre otros visitaban la capilla del antiguo hospital San Juan de Dios el alcalde, Alfonso Candón, el concejal de Cultura y Fiestas, Millán Alegre y el concejal de Juventud y Deportes, Francisco Aguilar, junto a parte de la junta de gobierno de la hermandad y el presidente del Consejo Local de Hermandades y Cofradías, José Manuel Castilla. Durante esta visita a la capilla los presentes  estuvieron  hablando de algunos de los cambios realizados por la hermandad, como la incorporación de la música al paso de la Virgen, que este año corría  a cargo de la banda de música Gailín de Puerto Serrano. Además, el alcalde recordó  que estuvo cargando como costalero en esta hermandad durante más de cinco años. 

Aunque el día amaneció muy nublado, el fuerte viento de Levante que sopló durante todo el día contribuyó a despejar las nubes y a partir del mediodía el sol ya  presagiaba que la amenaza de lluvia había pasado de largo.

Y llegó el momento. A las siete de la tarde se abrían las puertas de la capilla para la salida de la cruz de Guía, para dejar paso pocos minutos después a la salida del cristo con la cruz a cuestas. la maniobra de salida de las dos imágenes es siempre uno de los momentos más emocionantes del recorrido, ya que los costaleros deben arrodillarse para que los pasos puedan franquear la puerta. Incluso es necesario desmontar uno de los brazos de la cruz que porta el Señor. estos esfuerzos son recompensados con fuertes aplausos que premian la labor de capataces y costaleros. 

En el paso de Nuestro Padre Jesús de los Afligidos destacaba este año el nuevo tallado de la delantera y trasera del mismo, obra del taller sevillano de los Hermanos Caballero, el mismo que ya se había encargado de la realización del nuevo paso que se estrenó la pasada Semana Santa.

La hermandad estrenaba ayer, además, las tres cartelas frontales del paso, unos relieves que han sido donados por tres hermanos y que son obra del escultor e imaginero Mariano Sánchez del Pino. Cada una de las cartelas   representa las imágenes del bautismo del Señor, la pesca milagrosa y las tentaciones de Jesucristo. Finalmente, se incorporaban también como novedad al cortejo de este año un banderín franciscano realizado por las hermanas de Los Afligidos.

En cuanto al exorno floral del paso de Misterio, estaba compuesto por un sencillo calvario de monte silvestre.

El paso de María Santísima del Rosario, por su parte, estaba formado como es habitual cada Lunes Santo por claveles blancos.

Los cirios de la candelería del paso de Palio más cercanos a la imagen de la Santísima Virgen estaban decorados para la ocasión con distintos santos franciscanos, obra de José Fernández Villegas, correspondiendo las imágenes a San Francisco de Asís, Santa Clara de Asís, Santa Beatriz de Silva, Santa Ángela de la Cruz, el Beato Bartolomé Díaz Laurel y el Beato Gil del Puerto, estos dos últimos portuenses de nacimiento. También llevaba la Virgen cirios con el nombre de los hermanos de Los Afligidos fallecidosen este último año, que serán entregados a sus familiares una vez haya terminado la Semana Santa.

Destacaba igualmente como detalle en la salida procesional de ayer  las siete rosas  rojas depositadas sobre la peana del paso de Nuestra Señora, flores que habían  sido donadas por la Asociación de Bomberos de la ciudad, que colabora asidua y estrechamente con la hermandad.

Eran aproximadamente las diez de la n oche cuando, tras un intenso recorrido  pasando  entre otros lugares destacados por el Castillo de San Marcos y  algunas calles del Barrio Alto, la hermandad entraba por primera vez en la nueva Carrera Oficial ubicada en la plaza Isaac Peral, que este año luce profusamente engalanada para la ocasión. Faltaba ya apenas una hora para que la hermandad, con aproximadamnte 165 hermanos procesionando este año, realizara el tramo final de su recorrido buscando de nuevo la llegada a su templo de la avenida Micaela Aramburu, donde se echaba en falta la presencia de las centenarias palmeras que con sus hojas solían mecer la recogida de la hermandad.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios