El Puerto

La comisión de seguimiento adjudica 44 nuevas viviendas en Santa Clara

  • Quedan 16 familias en la barriada de José Antonio que no tienen aprobado aún su traslado a los nuevos pisos por distintos motivos No se derribará todavía ningún bloque en dicho enclave

La comisión de seguimiento para la rehabilitación de la barriada de José Antonio se reunió ayer en el edificio de Rejas Verdes para continuar los trabajos de adjudicación de las 125 viviendas que la Junta de Andalucía ha construido junto a la ermita de Santa Clara, enfrente del Cementerio. Hace algunas semanas, el anterior delegado territorial de Vivienda, Manuel Cárdenas, acompañado de la consejera Elena Cortés, procedían a la entrega de las 18 primeras viviendas en este enclave.

Ayer, el nuevo delegado territorial de Fomento, Vivienda, Turismo y Comercio en Cádiz, Manuel González Piñero, dio a conocer la adjudicación de un nuevo paquete de pisos, una vez concluida la reunión de la comisión de seguimiento para la adjudicación de las viviendas, donde estuvieron presentes la concejala de Vivienda de El Puerto, María Neto; la edil de Bienestar Social, Mariola Tocino; técnicos de ambas áreas y representantes del Foro Social Portuense, que también participan en la mesa para la adjudicación. En la comisión de seguimiento se consensuaron los distintos cupos para la adjudicación de las viviendas, "según criterios específicos acordados para garantizar la convivencia vecinal y el buen uso de los inmuebles".

El nuevo delegado ofreció los datos, e informó de que la comisión de seguimiento para la rehabilitación de la barriada de José Antonio, había procedido ayer mismo a la adjudicación de 44 nuevas viviendas en régimen de alquiler en la citada promoción de 125 inmuebles construidos por la Junta. Con ello, son 69 los inmuebles que se han asignado desde que comenzó el proceso de adjudicación, sobre un total de 87 pisos destinados a alquiler, mientras que los 38 restantes han quedado reservados para alquiler con opción a compra.

Según acordó en su día la comisión de seguimiento, de los 87 pisos destinados a alquiler, 47 fueron reservadas para el traslado de los vecinos de la barriada de José Antonio, mientras que los 40 restantes adjudicados ayer se repartieron en distintos cupos, para menores de 35 años (se adjudican 8 de este grupo), personas con dependencia acreditada (otros 9 pisos), con necesidad reconocida de vivienda (19 pisos se han adjudicado a familias en emergencia social) y otros 4 pisos a familias procedentes de traslados de la Agencia de Vivienda de Andalucía (AVRA), promotora de los nuevos bloques de Santa Clara. Para la adjudicación se ha seguido "un riguroso proceso de selección de familias inscritas en el Registro Municipal de Demandantes de Viviendas que cumplían los requisitos de idoneidad". Trabajadoras sociales de la Junta y del Ayuntamiento han realizado "una exhaustiva labor de selección, mediante entrevistas personalizadas a los posibles adjudicatarios, respetando el baremo establecido en el referido registro".

De las 47 viviendas que fueron reservadas para los vecinos de José Antonio, 25 ya fueron adjudicadas con anterioridad. Ayer se asignaron otros 6 inmuebles para los vecinos de esta deteriorada barriada anexa, de manera que sólo quedan 16 familias en los bloques de José Antonio pendientes de adjudicación. Algunas han expresado su negativa a aceptar el traslado, aunque en la mayoría de los casos "se encuentran en trámites para solucionar problemas de títulos y de índole económico que permitan cerrar el traslado definitivo a los pisos recién construidos".

Durante el encuentro de la comisión, se acordó también analizar si hay demandantes de vivienda con opción a compra, para lo cual existen todavía en esta nueva promoción 38 inmuebles disponibles. En caso de que no existan solicitudes suficientes, según adelantó el delegado, "se estudiaría la posibilidad de pasarlas a régimen de alquiler, para poder dar respuesta a las múltiples necesidades existentes en la localidad".

El delegado no pudo ofrecer una fecha para tener cerrada la adjudicación definitiva de los 125 pisos, ni las alternativas que se pueden barajar en el caso de los vecinos de José Antonio que declinan aceptar el traslado. Tampoco se procederá por el momento al derribo de ninguno de los edificios que van quedando vacíos en la barriada de José Antonio: "No se puede derribar nada porque hay una correlación de edificios", manifestó González Piñero. La próxima semana, el delegado territorial se reunirá con el Foro Social para continuar la negociación con los vecinos que no aceptan el traslado. La comisión de seguimiento también han coincidido en la necesidad de seguir trabajando en el plan de intervención social (conocida como Barriada de la Esperanza), para dar respuesta a otras carencias sociales que existen en el ámbito de José Antonio y hacer un seguimiento de la nueva promoción de Santa Clara.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios