La crisis del coronavirus Los hoteles del Novo comienzan a cerrar sus puertas

  • Turistas alemanes que llegaron a Chiclana este fin de semana para jugar al golf esperan vuelo para regresar a su país

  • El alcalde señala que "si el turismo sufre, Chiclana sufre".

Imagen de archivo de un establecimiento hotelero del Novo.

Imagen de archivo de un establecimiento hotelero del Novo. / Sonia Ramos (Chiclana)

Los pocos hoteles y aparthoteles de Novo Sancti Petri que permanecían abiertos ya han comenzado a cerrar sus puertas y retrasarán su reapertura conforme vaya transcurriendo los acontecimientos a causa de la crisis del coronavirus. No obstante, las previsiones hoteleras apuntan a reanudar su actividad a finales de abril si se normaliza la situación.

De esta manera, comienza el desalojo de clientes en los hoteles que aún permanecen abiertos, si bien en uno de ellos se encuentran aún turistas alemanes que llegaron este fin de semana a Chiclana para jugar al golf en el Novo. Dichos turistas se encuentran con la dificultad para volver a su país ante la escasez de vuelos y estarán en el establecimiento hotelero una vez que se consiga el pasaje de regreso a Alemania.

Respecto al cierre y el aplazamiento de la apertura del hoteles, el alcalde de Chiclana, José María Román, ha destacado que “vamos a tener tiempos muy duros”. “Chiclana tiene una economía vinculada al sector turístico y, evidentemente, el contexto ahora es el cierre de los hoteles, la hostelería y el comercio cerrados y, si la pequeña y mediana empresa sufren, Chiclana sufre; si el turismo sufre, Chiclana sufre. Además, unido a todo esto la incidencia del sector naval con los astilleros cerrados".

Por todo ello, el regidor chiclanero incide en que "debemos ser prudentes y, al mismo tiempo, tomar las decisiones futuras que correspondan para soportar todo lo que pueda sobrevenir. Al mismo tiempo, debemos estar preparados para, en cuanto termine esta situación de alarma y se le haya ganado la batalla al virus, podamos, con muchísima fuerza y dinamismo, emprender y fortalecer la economía y el bienestar de la ciudad”, ha señalado.

Cabe reseñar que los hoteles del Novo, en su conjunto con más de 12.000 camas, inician todos los años su apertura poco antes de la Semana Santa de cara a acoger a miles de turistas en sus instalaciones, permaneciendo abiertos hasta el final de la temporada estival. Sin embargo, en esta ocasión ha quedado paralizada de golpe su actividad en la que miles de personas desarrollan su trabajo.

    

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios