Cádiz CF

“Sería peligroso apuntar una victoria antes de jugar”

  • Lekic avisa de la dificultad del Lugo y opina que el apoyo de la afición en Carranza será un plus hasta final de Liga

Dejan Lekic, durante la rueda de prensa de este jueves en El Rosal. Dejan Lekic, durante la rueda de prensa de este jueves en El Rosal.

Dejan Lekic, durante la rueda de prensa de este jueves en El Rosal.

Dejan Lekic vuelve a estar disponible para Álvaro Cervera en el partido de este sábado en el Ramón de Carranza contra el Lugo a partir de las 18:00 horas, una vez cumplido en el Martínez Valero de Elche el encuentro de sanción que le impuso el Comité de Competición por acumulación de tarjetas al ver su quinta amarilla del primer ciclo ante el Albacete. Protagonista en la rueda de prensa de este jueves en las instalaciones de la Ciudad Deportiva de El Rosal, transmite un discurso de confianza y optimismo, aunque siempre marcado por la prudencia.

El delantero valora el proceso de adaptación y evolución desde su llegada al Cádiz de manera positiva. “Llevo siete u ocho meses con el grupo, me siento con todos en el Cádiz contento, cada día aprendo más y estoy más feliz. Mi futuro está aquí. Hay que aprovechar eso y si al final podemos tener una alegría como todos queremos, mejor”.

Evidentemente, en este tiempo ha podido vivir momentos buenos y malos. “Durante la temporada sabes que tienes cosas malas y buenas, como una montaña rusa. Ahora atravesamos un buen momento pese a perder con el Elche. Antes conseguimos cuatro victorias seguidas y estamos ahí, más cerca de nuestro objetivo. En estos partidos que quedan hay que apretar más”.

Por su experiencia en Segunda, ve al equipo bien para lo que resta. “Lo veo muy contento, con alegría, con ganas de volver a ganar en nuestro campo. Llevo unos años en España, en Primera y en Segunda, he vivido descensos, pelear por el ascenso, y es importante saber que no es fácil. Si podemos ganar todo lo que queda en casa…”.

Pese a que el sistema del entrenador, más bien defensivo, en teoría no le beneficia, en absoluto se queja. “Ya sabemos la forma de este equipo, es colectivo, trabajar juntos, atacar juntos y defender juntos. No tenemos muchas ocasiones, si tienes dos o tres ya es mucho, pero hay que jugar como grupo. Creo que esa es la clave”.

Tampoco parece pesarle el cambio de rol, el de una faceta goleadora por jugar para el equipo. “Es el primer año que pienso así, que no tengo tanta hambre de gol. Prefiero ayudar a mi equipo, defender bien, porque ellos también te ayudan para marcar un gol. Nuestro perfil de juego es así”.

Con Querol, con el que en principio podría competir por el puesto como referencia en punto, entendimiento y ningún problema. Además, “creo que puede jugar en la banda, como delantero y de mediapunta”.

El mercado de invierno ha abierto las puertas a dos compatriotas, casos de Pantic y Jovanovic, con quien se muestra un tanto paternalista. “Djordje tiene 20 años, mucho tiempo para aprender, ahora tiene que aprender la manera de jugar en España. Es difícil para él pero le ayudamos. Pantic sí tiene experiencia aquí, ha jugado en Primera y eso se nota en el campo, en los entrenamientos de cada día. Todos estamos preparados para jugar. Una competencia buena, natural, y eso es clave”.

Pensando en el duelo con el Lugo, el serbio hace una advertencia para huir de la euforia. “Sería peligroso apuntar una victoria antes de jugar. El Lugo es muy bueno. Todos los rivales pelean hasta el último minuto, pero tenemos nuestras virtudes y jugadores que individualmente pueden decidir. Hay que parar sus cualidades y meter nuestro ritmo desde el primer momento”.

Y ello, con el plus afición… “En el campo es algo enorme. Pido a la afición que en los partidos que quedan, ahora tres en casa seguidos, siga así porque con su ayuda podemos hacer algo. Carranza es muy complicado para cualquier rival”.

 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios