Fútbol | Segunda B

Lío en el banquillo del filial del Cádiz CF

  • Raúl López no posee la titulación para ser ayudante de Pavón en la nueva categoría.

Pavón (c), escoltado por su ayudante, Raúl López (d), y el preparador de porteros, Raúl de la Vega. Pavón (c), escoltado por su ayudante, Raúl López (d), y el preparador de porteros, Raúl de la Vega.

Pavón (c), escoltado por su ayudante, Raúl López (d), y el preparador de porteros, Raúl de la Vega. / MARCOS PIÑERO

El Cádiz tiene sobre la mesa una cuestión que debe resolver de manera inminente y que afecta al cuerpo técnico de su filial. Raúl López, que lleva tres temporadas como segundo entrenador de este equipo -dos con Mere y uno con Juanma Pavón-, no posee la titulación que exige la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) para asumir esa función en Segunda División B.

El ascenso de categoría trae consigo unas exigencias a las que debe responder el Cádiz B y una de ellas señala a los integrantes de su cuerpo técnico. Raúl López, que fue uno de los jugadores más respetados y querido por su papel durante muchas temporadas en el primer equipo cadista, regresó en el verano de 2016 al club de sus amores una vez que colgó las botas. Lo hizo con el compromiso de estar en el cuerpo técnico del segundo equipo, que es donde ha trabajado desde entonces.

Primero con Mere y luego con Pavón, el jerezano se ha ganado el respeto del primer técnico por su aportación en los entrenamientos y en los partidos, y puede presumir de tener dos ascensos en las tres campañas que lleva como miembro del cuerpo técnico.

El compromiso del recordado lateral zurdo choca ahora de frente con lo que dicta la normativa federativa. Raúl López necesitaría el Nivel 3 para tener licencia como segundo entrenador del filial amarillo en la división de bronce. De lo contrario hay dos opciones: que se le atribuya otra licencia -encargado de material, por ejemplo- para que pueda estar en el banquillo junto al primer técnico, o que pase a ejercer otras funciones dentro de la entidad, con la que tiene contrato.

No cabe duda que el tema es delicado por lo que representa Raúl López para el Cádiz, de ahí que se trate de encontrar una solución que beneficie a todos. El límite para ello será el próximo jueves, fecha en la que tanto los dorsales de los jugadores del Cádiz B -exigencia esta campaña- como las licencias del cuerpo técnico deben estar presentadas en la RFEF.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios