Cádiz

La oficina del padrón recibe 40 visitas relacionadas con la escolarización

  • Esa cifra se registró ayer, primer día del plazo para presentar solicitudes de admisión en los colegios · Los padres pueden autorizar a los centros educativos a que soliciten su certificado de empadronamiento

No falla. Comienza el proceso de escolarización y se multiplican las visitas a la oficina del padrón municipal, situada en el Ayuntamiento de Cádiz. Ayer, día en que se abrió el plazo para la presentación de solicitudes de admisión en los centros públicos y privados concertados, se atendió en esa oficina (hasta la una del mediodía) a un total de 40 personas que acudieron a pedir el certificado de empadronamiento que hay que adjuntar a la solicitud de admisión o bien, a informar sobre un cambio de domicilio. Así lo comunicó a este medio el teniente de alcaldesa delegado de Hacienda y responsable del padrón, José Blas Fernández.

En los últimos años se han ido destapando casos de fraude en la escolarización tras haber entregado familias a la Administración educativa certificados de empadronamientos falsos con el fin de conseguir los 10 puntos que se otorgan por cercanía del domicilio familiar o laboral al centro educativo.

En el mes de marzo del pasado año, según recordó Fernández, se registraron más de 500 cambios de domicilio en la oficina del padrón, cuando la media mensual se sitúa en 170. Y seis meses después, tras denuncia previa de progenitores, la Delegación provincial de Educación resolvió 14 casos de fraude escolar en el colegio San Felipe Neri, otros cuatro en el centro Argantonio y uno en Nuestra Señora del Carmen (Las Carmelitas).

José Blas Fernández destacó que el Ayuntamiento de Cádiz es uno de los que más colabora con la Administración educativa en este asunto, "pues no sólo se facilita a la Delegación todo los documentos que nos solicitan, sino que la Policía Local investiga todos los expedientes que nos remiten". No obstante, el teniente de alcaldesa apuntó que no es posible investigar todos los casos sospechosos que se producen en el padrón en determinadas fechas, pues vivimos en un estado de derecho y no se puede rechazar o investigar un empadronamiento por el simple hecho de que pueda parecer extraño.

Lo que sí ha hecho ya el Ayuntamiento es remitir una carta a todos los directores de los colegios de la capital gaditana para, ante la campaña de escolarización para el curso 2010/2011, pedirle su colaboración en aras de evitar a los padres y tutores paseos, colas y demoras innecesarias. Y es por ello que en esa misiva se adjunta un modelo de solicitud de volante de empadronamiento que los centros podrán entregar a los padres junto a la solicitud de matrícula, y una vez los progenitores devuelvan el impreso debidamente cumplimentado el colegio sólo tendrá que enviarlo al Ayuntamiento, que le remitirá los correspondientes volantes de empadronamiento de esas familias.

"Con esta medida se pretende evitar las largas colas que en este mes se forman en la oficina del padrón, y también puede servir para detectar posibles casos de fraude, pues a la mayoría de los padres que no tengan nada que cambiar les parecerá bien no tener que perder el tiempo en una cola para coger el certificado, así que mayoritariamente vendrán las personas que vayan a realizar alguna modificación". Aunque añadió que la única posibilidad que ofrecen a los progenitores los colegios concertados Rebaño de María y San Vicente de Paúl es la de acudir al Ayuntamiento para recoger el certificado de empadronamiento.

Por último, José Blas Fernández informó de que un agente censal comenzó ayer mismo a ir por las viviendas para comprobar si los datos recogidos en el padrón se ajustan a la realidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios