Cádiz

Los devotos del Cautivo hacen un balance "positivo" de su primera salida

  • Jesús Devesa afirma que tras menos de un año de trabajo se han superado los objetivos La cruz, el incidente de la protesta al inicio

"Muy contentos". El grupo de devotos del Cautivo que procesionó en la noche del pasado sábado por primera vez mediante unas meditaciones estaba muy satisfecho por la experiencia vivida. Su máximo responsable, Jesús Devesa, aseguró que el acto de Fe del sábado viene a culminar menos de un año de trabajo desde que se constituyó este grupo "donde hasta ahora ha ido todo sobre ruedas".

Entre los aspectos más positivos que relató Devesa está el apoyo que han recibido de algunas hermandades gaditanas como el Despojado, Las Aguas, Siete Palabras y el Rocío.

Además de la meditación por las calles del barrio de San José, puso especial énfasis en el triduo "que ha sido fantástico y ni en las mejores previsiones pensábamos que iba a haber tanta gente".

El Cautivo salió a la calle con unas 100 personas acompañándolo, lo que hace que supere la cifra de algunas cofradías. Devesa explicaba que se habían dado papeletas de sitio simbólicas y que se habían quedado sin cirios y también sin codales, que eran las que se iban a utilizar para el órgano rector, que es lo que viene a ser la junta de gobierno pero que al no ser hermandad, no puede crearse.

Jesús Devesa, que también pertenece a la cofradía de La Paz, reconoce que se emocionó cuando salió la imagen del Cristo por la puerta de San José porque le trasladó a imágenes de hace muchos años cuando la Borriquita salía de este templo. El responsable del grupo de devotos del Cautivo asegura que "estábamos muy ilusionados en el momento de la salida y salvo el tema desagradable que hubo, salió todo muy bien organizado".

Y es que el lunar fue que una persona principalmente estuvo preguntando voz en alto que dónde estaban las horquillas y el estilo de Cádiz, lo que provocó que parte del público lo mandara a callar e incluso uno de los sacerdotes que formaban parte del cortejo.

Jesús Devesa señala que el momento emotivo de la salida "se vio enturbiado" por la actitud de esta persona y alguna que la acompañaba aunque de manera más discreta. Sin embargo, en el resto del recorrido no tuvieron ningún tipo de problemas.

Y en el futuro, Devesa asegura que se seguirán dando pasos para convertirse finalmente en una hermandad pero sin prisas. En este sentido, cree que antes de pasar a formar parte de la Semana Santa deberían procesionar algunos años en vísperas, como por ejemplo el Sábado de Pasión.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios