Vivir en la calle

La conquista de los sin techo

  • Las personas sin hogar ocupan nuevos espacios en la ciudad durante el verano

  • En el parque de la Telegrafía sin Hilos llegaron a estar en el interior de los juegos infantiles

Algunas personas sin hogar bajo el segundo puente. Algunas personas sin hogar bajo el segundo puente.

Algunas personas sin hogar bajo el segundo puente. / Fito Carreto

Un colchón en el interior de unos juegos infantiles en el parque de Telegrafía sin Hilos; tiendas de campaña en una esquina del foso del Pelícano; en el interior del Paseo Carlos III; bajo el Puente de la Constitución de 1812. Las personas sin hogar empiezan a ocupar nuevos lugares por la ciudad.

Hace un mes se produjo un incendio en la pérgola de Santa Bárbara y, por lo tanto, el inmediato desalojo de todos los sin techo que se encontraban por la zona desde hace años. Esto empezaron a desplazarse hacia otros lugares que ahora han ido ocupando, como ha sido el caso del interior del Paseo Carlos III.

En las bóvedas de las Puertas de Tierra, en la zona que ocupa el Museo del Títere hay una pancarta que reclaman a los que pasan por allí que no miren para otro lado por la situación de la que viven. Unos enormes plásticos oculta lo que hay detrás, donde se ha instalado una acampada con enseres y personas, siendo uno de los lugares calientes para los sin techo, como antes lo fue la pérgola de Santa Bárbara.

Durante algunos días, también hubo en el parque infantil de Telegrafía sin Hilos, lo que obligó a que desde los servicios municipales de limpieza se tuviera que proceder a la desinfección como medida de protección frente al Covid-19.

Otro de los sitios en los que también se apostaron fue en la parte que ocupaba el escenario del teatro José María Pemán, o como es llamado por el equipo de Gobierno, del Parque.

En el último censo de personas sin hogar que hizo el Ayuntamiento de Cádiz en el pasado mes de noviembre arrojó que había 105 personas en la calle, una cifra similar al último que se había hecho. Uno de los elementos que llamó la atención es que el perfil de las personas que vivía en la calle había bajado su media de edad y que también había más mujeres.

Hay que tener en cuenta que el censo municipal, realizado con la ayuda de diversas organizaciones sociales, se hizo en el mes de noviembre. En el verano suele aumentar la presencia de sin techo.

También está cambiando la manera de permanecer en la calle de estas personas sin hogar ya que en algunos casos, como los que se encuentran en el foso del Pelícano, están en tiendas de campaña y, por lo tanto, tienen muchos más enseres para permanecer en la calle.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios