Inversiones | Proyectos del Consorcio

Grabat Energy quiere instalarse en Zona Franca e invertir 40 millones

  • La empresa, que pertenece al grupo Graphenano, fabricaría baterías de grafeno que serían enviadas casi en su totalidad a una compañía china

  • En una primera fase crearía 450 empleos

Una de las plantas de Grabat Energy. Una de las plantas de Grabat Energy.

Una de las plantas de Grabat Energy.

Comentarios 9

La Zona Franca tiene encima de la mesa una propuesta para la instalación de una nueva empresa en los terrenos de Altadis que si se desarrolla en el plazo de ocho años podría colmatar todo el espacio de la antigua tabaquera.

Concretamente esta propuesta vendría por parte del grupo Graphenano y más concretamente de su filial Grabat Energy, que se dedica a la fabricación de baterías de grafeno. Este material es absolutamente novedoso y tiene, entre otras ventajas, cuatro veces más de capacidad que una de litio, que son las que se utilizan en los móviles, y no explotan.

La intención de esta empresa es ocupar en su primera fase 15.000 metros cuadrados en la nave U de Altadis en una primera fase en la que se crearían 450 puestos de trabajo, según las previsiones de la empresa y habría una inversión de 40 millones de euros.

La mitad de la misma sería realizada por los socios que tiene la empresa española en China, Chint, uno de los gigantes empresariales de este país asiático y que se llevaría la práctica totalidad de la producción de las baterías que se procesarían en la planta gaditana.

En el último comité ejecutivo de la Zona Franca, el delegado del Estado, Alfonso Pozuelo, informó de este proyecto sobre el que ya se quería realizar el contrato de reserva, pero el cambio de gobierno lo deja ahora mismo en estado de pausa.

La previsión de Graphenano es la de seguir creciendo en ocho años y ocupar más superficie, con una previsión de hasta 1.200 puestos de trabajo y una facturación por encima de los 1.000 millones de euros.

Según la propia empresa, su ubicación en Cádiz responde "a las características geoestratégicas y especiales que reúne el recinto fiscal de la Zona Franca, especialmente siendo una empresa orientada a la exportación por encima del 80%".

Hay que tener en cuenta que al estar dentro del recinto fiscal, contaría con bastantes ventajas en cuestión de impuestos que le permitiría reducir de manera considerable sus costes y, por lo tanto, ser más competitivos.

Las baterías de grafeno duran hasta cuatro veces más y no tienen riesgo de explosión

El grafeno es un material 200 veces más resistente que el acero y pesa menos de un gramo por metro cuadrado. Es llamado el "material de Dios" y es estratégico a nivel mundial para países, empresas e industrias. Además, es bidimensional y es 100.000 veces más fino que el cabello humano. Una de sus propiedades es que es muy flexible, hasta un 20% sin dañarse. asimismo, es ecológico, sostenible, biodegradable y biocompatible, ya que puede tener aplicaciones en el campo de la medicina. También está considerado como un conductor eléctrico y térmico mejor que el cobre.

El grupo Graphenano nació en el año 2012 tras años de investigación y en estrecha colaboración con diferentes universidades españolas.

Según la propia empresa, es uno de los grupos líderes en la producción de grafeno a escala industrial. Su sistema de fabricación permite suministrarlo en diferentes formas como nanofibras, nanoesferas y óxido de grafeno. Graphenano ha desarrollado productos por medio de la investigación científica y muchos de ellos se aplican a la vida cotidiana. Así, ha colaborado con sus materiales en trabajos de limpieza en Fukushima, ha creado una línea de aditivos con BASF, ha fabricado el primer barco de grafeno del mundo e incluso ha realizado prótesis dentales, cascos de ciclismo, vigas para la construcción y hasta vehículos con carga por inducción.

De momento ya tiene en España hasta 14 divisiones, entre las que está la dental, de sensores, fotovoltaica, materiales y la de energía, que es precisamente Grabat Energy y que está situada en Yecla. Trabaja de la mano con universidades como la Politécnica de Valencia, la Carlos III de Madrid, Alcalá, UCLM Castilla La Mancha, la Politécnica de Cartagena, Alicante, Sevilla, la Católica de Murcia y Córdoba.

Por su parte, el socio Chint pasó a ser accionista del grupo en enero de 2016, invirtiendo en su capital y aportando también un grupo de ingenieros que trabaja permanentemente en las instalaciones de Graphenano en España. Fundada en 1984, Chint tiene un total de activos de más de 30.000 millones de dólares y 29.000 empleados. Los productos de Chint están en más de 100 países y regiones, incluyendo Europa, Asia, Oriente Medio y África.

En el caso de que finalmente se instale Grabat Energy en Altadis y finalmente pueda desarrollar el plan de expansión que tiene previsto, el espacio quedaría totalmente colmatado con la presencia de Alestis, Friking y la apertura dentro de unos meses de la fábrica de velocípedos de Torrot.

Alfonso Pozuelo señaló este martes que las obras para Torrot van a poder estar terminadas en el mes de octubre aunque su financiación estaba pendiente de la obtención de un crédito una vez que se aprobaran los Presupuestos Generales del Estado. Si se siguiera demorando, lo harían con fondos propios a la espera de firmar la póliza.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios