Cádiz

"No trato de imitar ni de abanderar el nombre de Bambino"

  • El artista Manuel Lombo estará en el Baluarte de la Candelaria este domingo

El artista Manuel Lombo, ayer en Massé Copas durante la rueda de prensa. El artista Manuel Lombo, ayer en Massé Copas durante la rueda de prensa.

El artista Manuel Lombo, ayer en Massé Copas durante la rueda de prensa. / jesús marín

"Genial, único y transgresor". Manuel Lombo tiene clara la tríada de adjetivos con la que coronar a Miguel Vargas Jiménez después de haberse sumergido hasta las profundidades de la obra que dejó "el inimitable artista" en su espectáculo, y posterior disco, Lombo x Bambino. "No trato de imitar ni de abanderar el nombre de Bambino, ni muchísimo menos, simplemente he tratado de poner las canciones de Miguel en mi manera de hacer la música", precisó el artista de Dos Hermanas que ayer estuvo en Cádiz, en Massé Copas, para presentar el concierto que el próximo domingo protagonizará en el Baluarte de la Candelaria.

Un espectáculo que rescata "la esencia" de un tiempo (los sesenta y setenta flamencos, la rumba golpeada en el cuerpo de la guitarra, los bongos, los jaleos respondones...) y de un artista rompedor gracias a un formato acústico ("bueno, quiero decir que no vengo con la gran orquesta, pero me acompañarán sobre el escenario siete músicos", apostilló) con el que el artista se divierte "mucho".

Diversión y alegría. "Feliz", dijo. Manuel Lombo está "feliz de estar en Cádiz y de que este Lombo x Bambino pase por un sitio tan especial como es el Baluarte de la Candelaria, donde ya tenemos casi todas las localidades vendidas", aseguró el intérprete y compositor que recordó también "la importancia" que para él tiene "esta plaza, Cádiz", en la que ya estuvo "el pasado diciembre en la Catedral".

Otra plaza señera, el Teatro de la Maestranza, fue la que iluminó este proyecto de Lombo x Bambino que nació como un concierto que derivó, primero, en dos, y después, en un disco, "que ha estado muchas semanas en los primeros puestos de las listas de ventas", y una gira que actualmente se encuentra en su ecuador.

"Realmente cuando llegó este proyecto me encontraba en un momento difícil en el que no sabía que hacer. Era un momento de cambio profesional en mi vida, tenía nueva discográfica, nueva agencia de manager y, bueno, se nos ocurrió dejar grabado el espectáculo del Maestranza. Y, mira, nos ha traído muchas satisfacciones. Para ser una casualidad, nos ha salido muy bien", se congratula Lombo que, eso sí, sintió "una responsabilidad muy grande" cuando el Maestranza lo eligió para este proyecto.

"No sé, yo siempre he respetado mucho la música de Bambino, que es un artista que me ha acompañado en mi carrera, fíjate que en mi primer disco yo grabé una canción de su último disco (La experiencia de la vida), pero también sé que habrá otros artistas, incluso de su familia, más representativos así que sentí esa responsabilidad", confesó.

Un respeto, y amor, que queda patente en la elección de temas incluidos en el disco. Toda una declaración de intenciones de Lombo que no ha dudado en escoger "algunos de sus grandes éxitos (No me des guerra, Mi amor es mío...)" junto a "otras joyas menos conocidas (Háblame, La luz de tus ojos grises...)" del genio utrerano. "También te digo que había canciones que tenía claro que no iba a grabar nunca, como el caso de La pared, que está ya muy versionada y, a mi juicio, tampoco es de las mejores que tenía", opina Lombo que también adelantó que "para ampliar el concierto -que tendrá una duración de "cerca" de dos horas- interpretaremos canciones de Bambino que no están en el disco como Se me va o un popurrí muy bonito que va de menos a más y gusta mucho".

"Y esencia, traeremos, sobre todo esencia", insistía el artista, que contagia su entusiasmo por el espectáculo a aquellos que le escuchan, y que también aclara que cuando hace Lombo x Bambino se limita "a los temas del espectáculos" sin echar la vista atrás a los éxitos de otros discos.

Tampoco quiere Lombo cerrar el encuentro con los medios, donde estuvo acompañado de Juan Carlos Portela de Tridimensional Espectáculos, sin incidir en que "aparte de que he escuchado mucho su música desde los 18 años, todo esto con Bambino nunca he querido imitarlo". "No es falta modestia ni exceso de ego, lo mío con Bambino es una bonita casualidad".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios