Bicentenario

El 'Elcano' rinde viaje sin novedad

  • El almirante de la Flota, Santiago Bolíbar, recibe al buque escuela al regreso de su LXXXIII Crucero de Instrucción · Numerosas personas acuden al muelle a esperar a los guardiamarinas y a la dotación

Comentarios 1

"Rinde viaje sin novedad nuestro buque-escuela, el más antiguo de los que navegan, en el que se aprende a convivir en la mar, lo que habéis conseguido en este viaje, por lo que el objetivo está cumplido. Enhorabuena y disfrutar de un merecido descanso con vuestras familias", dijo el almirante de la Flota, Santiago Bolíbar, a los guardiamarinas y a la dotación del 'Juan Sebastián de Elcano', al que recibió a las diez y media de la mañana de ayer en el muelle Ciudad al regreso de su LXXXIII Crucero de Instrucción.

Una hora antes numerosas personas, familiares y amigos de los guardiamarinas y de la dotación del bergantín-goleta, ya guardaban cola para acceder al interior del puerto, al que a las diez llegaba la banda de música del TEAR y poco después diversos mandos de la Armada, entre ellos el contralmirante Manuel de la Puente Mora-Figueroa, jefe de Estado Mayor de la Flota y anterior comandante del velero.

A las diez y cuarto la proa del 'Elcano' aparecía por la punta de San Felipe, mientras que cuatro remolcadores lo saludaban lanzando chorros de agua y los familiares de los marinos desplegaban varias pancartas de bienvenida a sus parientes.

Quince minutos después el buque-escuela se encontraba en la mitad de la dársena comercial y saludaba con su sirena a los veleros atracados en el puerto, que le respondieron con las suyas, mientras que la banda de a bordo interpretaba "Chiclanera" y la del TEAR "San Marcial", entre otras marchas.

El 'Elcano' atracó finalmente en el muelle Ciudad, donde un noray lleva su nombre desde la Colón 92, con el colombiano 'Gloria' a la popa y el holandés 'Europa' a la proa, y una vez colocada la escala subió el almirante de la Flota, que fue recibido con los honores reglamentarios a la voz y al cañón.

Primero saludó al comandante del buque escuela, capitán de navío Alfonso Gómez Fernández de Córdoba, y seguidamente a los 23 oficiales, dos de ellos destinados en la Escuela Naval Militar y otro de la Royal Navy, así como a los 69 guardiamarinas de cuarto curso, pertenecientes a las promociones 413 de Cuerpo General y 143 de Infantería de Marina.

Luego subieron los demás mandos de la Armada, así como el teniente de alcalde Juan José Ortíz, vicepresidente del Comité Municipal y delegado de Cádiz 2012, y la dotación cubrió vergas, botavaras y jarcias por la banda de estribor, dirigidos por los chifles de los contramaestres de cada uno de los palos, entre los aplausos del público.

A las once y cuarto se estableció a bordo el régimen de puerto y se autorizó a la dotación a bajar a tierra, donde se reencontraron con su familiares y amigos, y se produjeron numerosas escenas de cariño, entre ellas cuando uno de los oficiales conoció a su nueva hija nacida durante la travesía. También subieron al velero la alcaldesa Teófila Martínez y la teniente de alcalde Mercedes Colombo.

El 'Elcano' partió de Cádiz el pasado uno de abril, más tarde de lo habitual, debido a las obras de gran envergadura llevadas a cabo en su estructura, equipos y sistemas de la cámara de máquinas, así como la sustitución de gran parte de su jarcia firme de maniobra.

Durante el crucero el buque escuela de la Armada española ha recorrido 10.403 millas náuticas en 89 singladuras, con escalas en Santa Cruz de Tenerife, La Habana (Cuba), Nueva York y Norfolk (Estados Unidos), Saint Maló (Francia), Marín, Lisboa (Portugal).

Etiquetas

03153017

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios