Desarrollo

La ampliación de la Vía Verde hasta Jerez, más cerca

  • Ferrocarriles Españoles dice en un estudio que es viable. Se amplía el actual trazado con 68 kilómetros nuevos que van también por Villamartín, Bornos, Arcos y Jédula. Tiene 12 túneles, 15 puentes y 5 pasarelas

Uno de los túneles que conforman el actual trazado de la Vía Verde

Uno de los túneles que conforman el actual trazado de la Vía Verde / Ramón Aguilar

La ampliación del recorrido de la Vía Verde de la Sierra hasta Jerez está cada vez más cerca. Eso significa que el trazado de este recurso natural y turístico pasará de ocupar los 36 kilómetros actuales, que disfrutan pueblos como Olvera o Puerto Serrano, a tener nada menos que 105 kilómetros de vías en total, uniendo a otras poblaciones de la provincia. Se incorporarán los términos de Villamartín, Bornos, Arcos y Jédula, además de Jerez.

Un estudio realizado por la Fundación de los Ferrocarriles Españoles ve viable la recuperación del trazado que va desde Puerto Serrano a Jerez, que ocuparía 68 kilómetros de extensión, y plantea alternativas en aquellos tramos donde no se pueda hacer uso del mismo. A lo largo de estos 68 kilómetros existen 12 túneles, 15 puentes y se tendrán que construir 5 pasarelas de nueva planta para salvar obstáculos. Este estudio ha sido promovido y financiado por el Área de Transición Ecológica y Desarrollo Urbano Sostenible de la Diputación y será la base del futuro proyecto constructivo que materializará este ambicioso proyecto, que tendría un coste de cuatro millones de euros. Será este proyecto constructivo donde se decidirá, en última instancia, si se puede intervenir en construcciones antiguas o las alternativas que se proponen.

Con esta importante actuación, la línea de ferrocarril Jerez-Almargen, que nunca llegó a funcionar pese a las numerosas infraestructuras que se levantaron en este trazado, traerá consigo nuevas oportunidades de desarrollo a más pueblos de la Sierra y la campiña de Jerez.

La presidenta de la Diputación, Irene García, presidió este jueves la presentación oficial de este estudio de factibilidad en Olvera, asegurando que tras 20 años del nacimiento de la Vía Verde de la Sierra esta ampliación del recorrido permitirá “dar un salto de calidad” a un atractivo turístico de primer orden, que se dibuja como un “proyecto de carácter provincial muy importante”. De hecho, la Fundación Vía Verde de la Sierra,ha presentado esta actuación a la iniciativa europea Next Generation para conseguir financiación.

Es importante señalar que más de 90% de los terrenos por donde discurre el antiguo trazado entre Puerto Serrano y Jerez son de titularidad pública, es decir, corresponde a la empresa estatal Adif, que ya en varias ocasiones ha expresado su disponibilidad para la cesión de estas superficies para poder llevar la Vía Verde hasta otras localidades gaditanas.

La Diputación presentó en Olvera el estudio de viabilidad para la ampliación de la Vía Verde a Jerez La Diputación presentó en Olvera el estudio de viabilidad para la ampliación de la Vía Verde a Jerez

La Diputación presentó en Olvera el estudio de viabilidad para la ampliación de la Vía Verde a Jerez

La Fundación de los Ferrocarriles Españoles (FFE), con su director gerente, José Carlos Domínguez Curiel a la cabeza, desgranó este jueves en Olvera los pormenores de esta futura ampliación, que ocupa 68 kilómetros del antiguo trazado, que se quiere recuperar y cuyo punto de partida, el punto 0, se encuentra en la estación de la Vía Verde, en Puerto Serrano, mientras que el último kilómetro terminará en la actual estación de tren de Jerez.

El jefe de proyectos técnicos de la Fundación de los Ferrocarriles Españoles, Maximiliano Cuevas, explicó, a grandes rasgos, los pormenores de este estudio, donde se han analizado las “discontinuidades” físicas, es decir, las zonas donde la traza ha desaparecido o existe. También se refirió a las “discontinuidades” jurídicas con las que se topa la antigua vía férrea y las alternativas que se barajan. Al respecto, en Villamartín, el trazado ocupa 9,7 kilómetros de longitud; en Bornos discurre por 10,7 kilómetros, en Arcos se extiende por 21, 6 kilómetros y en Jerez por otros 21,9 kilómetros. Además, se incorporan 2,8 kilómetros del término sevillano de El Coronil y un ramal en Jédula, con otros 2,6 kilómetros de trazado.

Por ejemplo, en los primeros kilómetros del trazado que se quiere rehabilitar, toda vez que se sale de la estación de Puerto Serrano, no hay prácticamente problemas. Ya en el kilómetro 4, los técnicos se encuentran con ocupaciones de terrenos y fincas y se proponen alternativas por la CA-7101 por si hay problemas de recuperación del trazado originario. En esta zona se encuentra el túnel del Higuerón, que es recuperable, a ojos de los técnicos.

En el caso de Villamartín, una parte del antiguo trazado está ocupado y se ha planteado, por ejemplo, un área de descanso para los usuarios de la ampliación de la Vía Verde, en la zona de la Cañada de los Pozos. En el kilómetro 13,9, que conecta el cruce de las Cabezas con Villamartín, se plantea la construcción de una pasarela metálica.

La traza discurrirá por el Coto de Bornos, con el puente de los ‘21 Ojos’ y por esta zona se ha planteado otra área de descanso para disfrutar del entorno natural. Los técnicos rememoran la antigua estación de ferrocarril de Bornos, en la que no queda en pie nada de la edificación en la actualidad. Aquí se plantea otra área de descanso. En la zona urbana de Bornos, este estudio de Ferrocarriles Españoles recuerda la construcción del embalse en los año 50 del anterior siglo y la desconfiguración, por ello, de la traza. Hablan de la recuperación de la vía férrea que discurriría en paralelo al embalse de Bornos, con un mirador en el embarcadero de este pueblo. Así, esta entidad ya ha estado en conversaciones con la Demarcación Hidrográfica del Guadalete-Barbate para plantear esta propuesta, en la que se desarrollarían protecciones en el entorno con escolleras.

El estudio de factibilidad de Ferrocarriles que se presentó ayer reconoce que, en el término de Arcos, hay zonas donde el trazado se ha perdido totalmente bien por ocupaciones de vivienda o puntos como uso de caminos. Los técnicos creen que el túnel de Cabezo de Orca, que está cerrado, se puede recuperar mientras que hay dificultad para el túnel del Retiro, con lo que se dibujan por la zona de este pueblo alternativas como la utilización de un carril bici. La traza seguiría por la antigua fábrica de ladrillos arcense hasta llegar al viaducto del Río Salado.

Llegado al kilómetro 39 del futuro trazado de la Vía Verde, los técnicos confiesan que, a partir de aquí y hasta Jerez, la situación avanza con menos problemas debido a la falta de presión urbanística a lo largo de los años. El camino sigue hasta llegar a la estación de Jédula, que servía a la desaparecida industria azucarera. En este tramo, se plantea otra área de descanso para visitantes.

Ya en Jerez, el equipo técnico habla de una “discontinuidad física potente” que habrá que sortear de la antigua vía férrea, que se topa con la N-349, la carretera que sale de la glorieta de la AP-4, salida Jerez Norte hasta la A-4. El trazado se adentra en el conjunto urbano y se buscará como alternativa utilizar casi 3 kilómetros de carril bici para conectar con el último punto de la futura ampliación de la Vía Verde, que es la actual estación de tren de Jerez. “Queremos que haya una conexión real y ferroviaria en Jerez para aquellos usuarios que quieran disfrutar de una Vía Verde”, explican los técnicos de la Fundación de los Ferrocarriles Españoles.

Para la presidenta de la Diputación, Irene García, “la ampliación abre la clara opción de generación de nuevas oportunidades económicas, como la recuperación de un entorno natural privilegiado, la creación de nuevas empresas y puestos de trabajo y el aumento del turismo vinculado a la naturaleza y el deporte con otros recursos turísticos”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios