San Fernando

El alcalde intentará que los isleños ejecuten las obras del Fondo Estatal

  • Pedirá a las constructoras que contraten a parados de la ciudad

Comentarios 4

Por el momento sólo puede pedírselo a las constructoras y promotoras que desarrollen las casi cien obras que el fondo estatal de inversiones locales prevé para la localidad. Pero el alcalde, Manuel de Bernardo, no quiere conformarse con eso y estudia la manera de que su solicitud pueda incluirse dentro del pliego de condiciones como obligación. Aún no sabe si será posible -porque en circunstancias normales desde luego no sería- al menos hasta que reciba una respuesta del Ministerio de Administraciones Públicas y la Federación Española de Municipios y Provincias. "Si no puedo obligarles, que tengan por seguro los ciudadanos que lo demandaré e insistiré hasta la saciedad", apuntaba ayer.

El asunto no era otro que la contratación de los parados de San Fernando para el desarrollo de las actuaciones aprobadas por el fondo. El objetivo es que cada una de estas empresas recurran a las listas de desempleados isleñas con el objeto de escoger de entre ellas al personal más capacitado para desarrollar las obras. "En San Fernando hay trabajadores muy cualificados que ahora, por esta crisis, han perdido su empleo", apuntaba al respecto. De Bernardo justificaba esta demanda en que se trata de una serie de actuaciones especiales enmarcadas en un momento crítico para el país con las que se pretende, además, generar empleo. Y en San Fernando el número de parados es preocupante. Por eso es necesario, a juicio del edil andalucista, que se tomen medidas de este tipo. Las 98 actuaciones aprobadas pueden resolver la situación de muchos isleños durante este año 2009 repleto de obras.

Circunstancias especiales que han sido, son y serán, y por ello el primer mandatario de la localidad no escatimaba ayer en elogios hacia su equipo de gobierno y todos los técnicos que conforman la administración. "El esfuerzo ha sido desmesurado, se han sacado adelante todas las obras en un mes y medio. Para este Ayuntamiento no ha habido navidades, tardes ni fines de semana libres, porque éramos -y somos- conscientes de lo que nos estamos jugando", apuntaba.

Un trabajo que, sin embargo, sólo acaba de comenzar, incidía. Porque tras la primera selección, ahora hay que llevarlas a cabo, con todo lo que ello supone: abrir procesos de licitación y adjudicación, la revisión de toda la documentación y el propio desarrollo de la intervención. La ejecución de las obras, además, presentará inconvenientes a una población que, incidía De Bernardo, tendrá que ser comprensivo con las mismas. "Son unas actuaciones que beneficiarán a todos, y que están estudiadas para resolver los problemas más acuciantes que se presentan en la localidad. Se reparten en barriadas muy necesitadas y eso no se puede olvidar", concluía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios