CRISIS AEROESPACIAL

Airbus presiona: si no hay acuerdo en 6 días, Puerto Real se vende o traslada producción y plantilla a Getafe

  • El presidente de Airbus, Alberto Gutiérez, insiste en que la propuesta sobre la mesa, que parte de Gobierno y sindicatos, es “más costosa y menos beneficiosa industrialmente, pero contribuye a una solución enfocada en el empleo y en la apuesta industrial de Cádiz”

  • Advierte que las negociaciones no pueden prolongarse indefinidamente y que si no hay acuerdo tendrá que tomar medidas de regulación de empleo colectivas

El presidente de Airbus, Alberto Gutiérez, explica el punto en el que están las negociaciones sobre el futuro de Puerto Real

Airbus tiene claro que la planta de El Trocadero no entra en sus planes y mete prisa al comité interempresas para que antes del 30 de junio (el próximo miércoles) se haya cerrado el acuerdo que se negocia. La empresa no da un paso atrás. De hecho, sus planes iniciales son aún más duros para la planta de Puerto Real, para la que solo plantea dos escenarios: la venta a un tercero o el cierre con el traslado de su producción y sus empleados a Getafe, según se recoge en una carta enviada por la compañía al presidente del comité interempresas, Francisco San José. ; y en un vídeo en el que el presidente de Airbus España, Alberto Gutierrez, pide "encarecidamente" a la parte social, "buscar un acuerdo que proteja el empleo en la región de Cádiz, si no la empresa se vera obligada a tomar una decisión que tendrá un mayor impacto local que la propuesta que hoy tenemos delante".

Ese sería la hoja de ruta que se seguiría, incluyendo “medidas de regulación de empleo colectivas” si el comité interempresas no acepta el acuerdo que se ha basado en la propuesta del Gobierno y las Federaciones sindicales, que, según Airbus, “a pesar de ser más costosa y menos beneficiosa industrialmente, contribuye a una solución enfocada en el empleo y en la apuesta industrial por la provincia de Cádiz con la que Airbus está comprometida”.

El presidente de Airbus, Alberto Gutiérez, explica el punto en el que están las negociaciones sobre el futuro de Puerto Real

Las negociaciones entre Airbus y la representación de los trabajadores a nivel estatal están, oficialmente, paralizadas desde hace ocho días. Los tres encuentros que se habían señalado en el calendario para celebrarse esta semana se acabaron suspendiendo por falta de acuerdo, por ello la empresa presiona al presidente del Comité Interempresas, Francisco San José, con la intención de cerrar el acuerdo antes del 30 de junio. También pide un cambio de posicionamiento al comité de empresa de Puerto real

Así se desprende del vídeo que ha lanzado la compañía, en el que el presidente de Airbus España, Alberto Gutiérrez, analiza la situación de Puerto Real, y de la carta que el director de Recursos Humanos de la compañía, Antonio Lasaga, ha enviado a San José, en la que le advierte que “ante la ausencia de acuerdo en el marco de la negociación colectiva y en el caso de no producirse progreso y acuerdo antes de final del mes de junio, fecha límite para la empresa, Airbus se verá obligada a implementar las medidas correspondientes para gestionar el remanente del Plan Odyssey y la solución para la planta de Puerto Real”.

Lasaga insiste en que la empresa está atravesando “la mayor crisis en la historia de Airbus” y que para hacer frente a la misma lanzó el proyecto de reestructuración  ODyssey que, junto con el plan de Future Planning de ADS, impacta a unas 1.600 posiciones en Airbus España.

Aunque la compañía dice valorar “muy positivamente” la “actitud responsable” del comité interempresas para alcanzar acuerdos como los ERTE o el plan de salidas incentivadas que “ha sido un éxito”, recuerda que aún hay una parte significativa de la reestructuración Odyssey pendiente de implantar y que alcanza a 450 empleados.

Sobre el futuro de la planta de Puerto Real, Airbus es más clara que nunca. Primero remarca que la crisis “ha golpeado de manera muy significativa a la planta de Airbus en Puerto Real, que ya atravesaba una situación muy complicada tras la parada de producción del A380, y que ha puesto a la planta en una situación insostenible, habiendo caído hasta el 50% la capacidad productiva”.

Explica el director de Recursos Humanos que para resolver estos problemas, la compañía comunicó a Gobierno y sindicatos utilizar un proceso de regulación de empleo colectivo, así como las distintas alternativas para la planta de Puerto Real. Entre ellas, especifica claramente las opciones que baraja la empresa: “la venta de la planta a un tercero que pueda desarrollarla diversificando con otros productos, o el cierre de la planta de El Trocadero con el traslado de su producción y empleados a otras instalaciones de Airbus con capacidad industrial disponible, como es el caso de las de la zona centro”. Así, en la carta remitida se señala la factoría de Getafe como el centro que podría absorber tanto la producción como a la plantilla de Puerto Real.

Cree la empresa que estas son las soluciones más beneficiosas desde el punto de vista industrial y económico, aunque a Airbus dice preocuparle “el impacto social que determinadas decisiones puedan tener en nuestros empleados y en las sociedades donde operamos”.

Por eso hace referencia a la propuesta que el Ministerio de Industria y las federaciones de Industria de CCOO y UGT, trasladaron a la compañía el 17 de mayo y que valoran “muy positivamente a pesar de ser más costosa y menos beneficiosa industrialmente”, ya que “contribuye a una solución enfocada en el empleo y en la apuesta industrial por la provincia de Cádiz con la que Airbus está comprometida”.

Así, insiste en que tras recibir la propuesta se está “negociando en distintos foros sin avances significativos y sin que el comité de empresa de Puerto Real asuma el marco de negociación planteado ni el contenido de sus propuestas impidiendo por tanto el avance de las mismas”. Y este sería el principal motivo por el que el propio director de Recursos Humanos de la compañía ha visitado este jueves la planta de Puerto Real.

La empresa pide a la parte social “buscar un acuerdo urgentemente” porque “no podemos prolongar las negociaciones indefinidamente”. Recuerdan que la extensión del ERTE en vigor alcanza hasta el 30 de junio y que si no hay acuerdo “tendremos que actuar”. Por último, la empresa advierte: “De no ser así, la empresa tendrá que tomar una decisión sobre la base de medidas de regulación de empleo colectivas, que entendemos resultan de aplicación, y la venta o cierre de la planta con el traslado de la producción y empleo”.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios