Buscador Consulta cómo se votó en tu calle en las elecciones municipales

Mayo de 1980, una chica preciosa en un vestido blanco se acerca a mí en la Madraza, quiere saludar a Antonio Hernández que acaba de leer sus poemas en el Aula de Poesía de la Universidad. Se llama María de los Ángeles Mora y escribe poemas. Octubre de 1980, Antonio Sánchez Trigueros, me dice que le han concedido el Premio García Lorca de poesía para estudiantes a un chico muy talentoso que ha presentado unos poemas en prosa, inspirados en la serie negra americana. Se llama Luis García Montero y da la casualidad de que entra como becario de colaboración en el Departamento de Literatura. Noviembre de 1980, Juan Carlos Rodríguez no puede acudir a un acto en La Tertulia para presentar a Javier Egea y lo sustituye un jovencísimo Luis García Montero. Javier hacía unos meses que había regresado de la Isleta del Moro en Almería con un inédito impresionante: Troppo Mare. En diciembre se publica mi quinto libro de poemas: Las Cortezas del fruto.

A partir de entonces todo se sucede vertiginosamente: tertulias, recitales, reuniones, mítines, visitas de Gil de Biedma, Rafael Alberti, Aurora de Albornoz, viajes a Madrid, a Barcelona, a Andalucía toda, a Toulouse, premios literarios: el Gonzáles de Lama, el Melilla, el Adonais, el Juan Ramón Jiménez, finalistas en el Guernica, etc. El trabajo constante, dirigido y guiado por el profesor Juan Carlos Rodríguez culmina con los artículos sobre una poética que persigue una "otra sentimentalidad", publicados por Luis García Montero y Álvaro Salvador en la prensa nacional. El grupo se va ampliando con Teresa Gómez, Antonio Jiménez Millán y, finalmente, Benjamín Prado que viaja hasta Granada para conocernos. Un poco más tarde se completará con la llegada de Inmaculada Mengíbar.

A continuación vienen los libros mayores, premiados y publicados: Tristia, El jardín extranjero, Paseo de los Tristes, Pensando que el camino iba derecho, Restos de niebla… En la primavera de 1983, el profesor Sánchez Trigueros nos sugiere la posibilidad de publicar una antología que contenga, además de poemas, los dos artículos teóricos y una poética en verso de Javier Egea en la colección que dirige en la editorial Don Quijote. El libro se presenta en agosto, durante los Cursos de Estudios Hispánicos de la Universidad de Granada en Baeza. Se instituye así una fecha para señalar el comienzo de otra poética que quiere ser una "poética otra".

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios