Viene del capítulo anterior) Un día, entrado agosto, el levante se cabreó con los mesetarios y jodió la mañana a todo el mundo. Casi todos los coches volaron y Johnny Gorrilla se quedó solo en la balaustrada de la playa. Su mirada se posó sobre las únicas personas que quedaban en la arena. Era la familia del sucio Seat azul del 98 y alguien más. Se lo contó así a la periodista que le entrevistó años después: "La jefa nunca me lo explicó, pero acabé entendiéndolo todo. Aquella familia venía de incógnito, eso estaba claro. Y obviamente su patriarca venía a reunirse con alguien importante en medio de la playa, donde nadie les podría escuchar ni grabar lo que tramaban. De qué hablaban, no me importaba. Yo solo quería el maletín que me habían prometido por el trabajo".

Cogió su libreta y escribió un mensaje codificado para la jefa. "Objetivo identificado. No hace falta apuntar más matrículas. Preparado para la siguiente fase". En realidad, Johnny no sabía si había siguiente fase o simplemente era una suposición práctica. El caso es que ahora sólo tendría que esperar a la noche para entregarle el informe a Cindy, la sirvienta, a la hora de sacar la basura, tal y como venía haciendo ya en las últimas semanas sin cruzarse una palabra. Todavía era mediodía, pero ante la despiadada levantera y la falta de clientes, nuestro aparcacoches decidió darse un descanso en su trastero-hogar.

Entonces, desde una esquina, vio que llegaba una persona en la bicicleta del repartidor de publicidad desaparecido. No. Era él. Era el mismísimo repartidor: su contacto, el experto en buzoneo. Johnny Gorrilla se le quedó mirando perplejo. Como siempre hacían al verse, arqueó las cejas. Sin embargo, el otro hizo como que no le vio y pasó de él. Encadenó la bici a la barandilla de las escaleras y bajó a la playa, en dirección al chiringuito. Johnny se vio obligado a informar a su jefa, vía Cindy. Sacó la libreta otra vez y añadió a su mensaje codificado: "Creo que tenemos un topo". (Terminará en 15 días)

conexioncastillito.wordpress.com

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios