Cultura

Los ritmos naturales de Pepe Palacios en La Chanca de Conil

  • El pintor se recrea en las dunas conileñas y abre otra línea pictórica por las ramas y troncos de árboles

El pintor Pepe Palacios posa ante uno de sus paisajes favoritos. El pintor Pepe Palacios posa ante uno de sus paisajes favoritos.

El pintor Pepe Palacios posa ante uno de sus paisajes favoritos.

Pepe Palacios vuelve a pintar al son de El ritmo de la naturaleza. Vuelve a moverse entre sus silencios, a recogerse en sus soledades a perderse por caminos. Palacios vuelve a indagar entre sus inquietudes artísticas para plasmarlo en el nuevo trabajo que expone en la sala de exposiciones de La Chanca de Conil, donde permanecerá hasta el próximo día 29 de julio.

Un muestra que recoge dos proyectos "bien diferenciados", explica. Por un lado el de sus incondicionales dunas y marismas, esas que sosegadamente va dosificando en cada trabajo, y que para la ocasión ha encontrado en Conil su máximo aliado en la inspiración, "pues se trata de un lugar idóneo por su geografía inspiradora en mis dunas", explica el artista gaditano. Pero no se para en estos paisajes dunares, en sus románticas ondas de arena dorada, sino que avanza en nuevas investigaciones técnicas para introducirse en los surcos de los árboles-troncos-ramas, "donde busco la textura del tronco, los surcos de su corteza, que son como caminos de vida". Caminos de una vida artística que ahora recorre con nuevos colores, incluso entre matices del blanco al negro, "ya que también llevo trabajos al carbón donde la intensidad del negro prevalece ante el blanco de la luz".

Un trabajo que según explica el autor surge de esa fiel acompañante de su estudio que es la soledad, esa que le proporciona el sosiego adecuado para crear, para rememorar un paseo por la playa y sus texturas, o redescubrir los nuevos ritmos que siempre le imprime el entorno natural.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios