Libros

Cazador revive a 'Mala sangre' de Carmen Moreno en una edición ilustrada

  • La novela juvenil que la escritora saco a la luz en 2017 vuelve a las estanterías acompañada de las ilustraciones de Francisco J. Asencio

La escritora y editora gaditana Carmen Moreno con un ejemplar de 'Mala sangre'.

La escritora y editora gaditana Carmen Moreno con un ejemplar de 'Mala sangre'. / Álvaro Jaén

Jesse, su padre maltratador, el doctor Stevenson y todo ese universo del salvaje Oeste teñido por el terror gótico que es Mala sangre reviven en una nueva edición de la novela juvenil de Carmen Moreno de la mano de su editorial Cazador y, esta vez, cuajada de ilustraciones del dibujante Francisco José Asencio.

“Yo creo que la novela no tuvo en su momento el recorrido que tuvo tener y eso se une a que queríamos volver un poco a aquellos libros de Bruguera juveniles, pero que no eran juveniles para idiotas”, explica la escritora y editora gaditana sobre una obra que cuenta con unas ilustraciones que “son una pasada” con las que se vuelve a poner en circulación una historia “que habla del bullying, de los malos tratos y que también te enseña una parte real de lo que era el Estados Unidos más profundo de aquel tiempo”. Entre otras cosas...

Y es que hay que recordar que con Mala sangre, Moreno se atrevió a maridar el mundo del saloon y las botas empolvadas con el refinamiento del terror más despiadado en un singular, por qué no, homenaje a los libros y a la lectura, “esas que siempre nos salvan hasta en lo más oscuro, como hemos podido comprobar durante el confinamiento donde tantas y tantas personas han vuelto a los libros”, reflexiona.

A Jesse Delany, un joven aparentemente normal que va sobreviviendo a las palizas de su padre en el Waukegan de 1847, la lectura “lo salva”. Lecturas que le van llegando a cuentagotas hasta que aparece en su vida el doctor Stevenson que llega al pueblo para convertirse en una especie de valedor del joven. Aunque con él llegue también una oleada de violencia y muerte mucho más aterradora que la ya de por sí dura vida de este rincón de la América profunda.

“Yo creo que en realidad el Oeste sería la Andalucía profunda nuestra del siglo XVIII o XIX. En realidad, esos dos mundos tan outsiders, oscuros, al margen de lo que es la prosperidad, promueven este tipo de historias. Creo que no se ha escrito mejor drama que el que ha escrito Lorca sobre determinados puntos de esa Andalucía y es no es casual, es porque se presta. Esta historia se podría haber hecho en, ¿qué te digo?, Puerto Serrano, por ejemplo, pero me apetecía más Estados Unidos porque aún me cuesta mucho centrar una novela en Cádiz, demasiada cercanía, quizás”, reflexiona la autora de Mala sangre aunque también reconoce que centrar la acción, precisamente, en Waukegan, tampoco tiene nada de aleatorio.

Waukegan es la mayor productora de concertinas del mundo. Es un pueblo que en realidad vive de fabricar cosas que impiden a otros acceder a una vida mejor o que puedan aspirar a una libertad diferente. Waukegan siempre estuvo ligada al negocio de la muerte con lo que es un sitio muy preciso para montar la historia que quería contar”, argumenta la escritora.

Una historia a ratos cruel y brutal pero “que puede y debe” soportar el público juvenil, “el público juvenil desde los 16 a los 90 años”, ríe la gaditana que advierte de que “si te gusta la novela romántica, esta no es tu novela” pero que “si te gusta el terror, el suspense, incluso, si te gusta Sherlock Holmes, lo vas a pasar bien con Mala sangre”.

“Es lo que te decía antes sobre la novela juvenil para idiotas. Es que últimamente le damos a los jóvenes una literatura en la que no se puede hablar de todo. Tenemos demasiados avisos de contenido, y si tuviéramos que ir por la vida poniendo un aviso de contenidos a cada paso que damos pues es que no caminaríamos... Creo que la gente inteligente es capaz de enfrentarse a todo y aunque hay realidades a las que les cuesta más enfrentarse a unas personas que a otras, tampoco creo que haya que ir haciendo tabúes de nada, porque en la vida real nadie te va avisar de lo que viene, ni puedes cerrar el libro y ya está...”, reflexiona.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios