Tribunales

El fiscal pide 7 años para cuatro acusados de transportar inmigrantes ilegales en Barbate

  • Uno de los procesados, que se encuentra en prisión provisional por esta causa, declaró en el juicio que los inmigrantes lo amenazaron con un cuchillo para que no se detuviese ante el control de la Guardia Civil

Los acusados, de pie, en el banquillo justo antes de la celebración del juicio. Los acusados, de pie, en el banquillo justo antes de la celebración del juicio.

Los acusados, de pie, en el banquillo justo antes de la celebración del juicio. / D.C.

La Audiencia Provincial de Cádiz ha celebrado este martes el juicio contra cuatro marroquíes acusados de trasladar a un grupo de inmigrantes ilegales que llegaron en patera a la playa de la Hierbabuena de Barbate en noviembre de 2016. La Fiscalía los procesa por el delito contra los derechos de los ciudadanos extranjeros, por el que solicita la pena de siete años de prisión para cada uno de ellos.

Uno de los cuatro encausados llegó ayer al Palacio de Justicia gaditano procedente de prisión, donde se encuentra interno de forma preventiva desde hace dos años y medio por esta causa. Para este procesado, la Fiscalía pide, además de los siete años de cárcel por trasladar inmigrantes, otro año y medio más por el delito de conducción temeraria.

Este acusado declaró que el 19 de noviembre de 2016 estaba en España de vacaciones, un periodo de tiempo que aprovechó para visitar Almería, Málaga y Sevilla y comprar piezas y motores para el taller que regentaba en Marruecos. Dijo que acabó en Barbate porque, al ser de noche y haber bebido, se desorientó

Interrogado sobre por qué circulaba con un nutrido grupo de inmigrantes en el interior de su vehículo, explicó que "se los encontró por casualidad" y que cuando la Guardia Civil le dio el alto, él huyó porque los referidos inmigrantes lo apuntaron con un cuchillo para que no se detuviese.

Los otros tres procesados manifestaron, al igual que el primero, que no se conocían absolutamente de nada y negaron haberse concertado previamente para trasladar a inmigrantes desde la zona de Caños de Meca. Uno incluso refirió que él ni siquiera estuvo en Barbate la madrugada que arribó la patera, si bien admitió quehabía prestado su coche a un amigo que se lo había pedido por temas de trabajo. "Si llego a saber que era para transportar inmigrantes, no se lo hubiese prestado", señaló.

Uno de los procesados declaró que se encontró a los inmigrantes "por casualidad"

En contra de la versión sostenida por los encausados, el policía que instruyó las diligencias de este caso afirmó que los vehículos de los procesados fueron objeto de una "vigilancia previa discreta" por parte de la Guardia Civil y que dichos turismos circularon y estacionaron "siempre juntos" y de forma coordinada los días previos al desembarco, lo que, según el instructor, es un "indicio claro" que identifica a las personas que pretenden recoger inmigrantes. 

El policía indicó además que, a partir del estudio de los móviles intervenidos a los encausados, se comprobó el gran flujo de llamadas entrantes y salientes registradas el día de los hechos para, según su criterio, "planificar la recogida". El agente especificó también que eran terminales analógicos, "los que se utilizan normalmente en este tipo de asuntos para luego desecharlos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios