Hito en el astillero de Puerto Real Navantia confía en lograr más contratos de Aibel y Equinor tras entregar su primera plataforma de Oil&Gas

  • El astillero de Puerto Real acoge un acto para celebrar la culminación de la estructura, que partirá este martes a Noruega

  • "Nos hace soñar en futuros proyectos comunes, en el nuevo marco de energías renovables que promueve la UE", asegura el director del Astillero Bahía de Cádiz, Javier Herrador

Acto de entrega de la plataforma a Aibel y Equinor en el astillero de Puerto Real. Acto de entrega de la plataforma a Aibel y Equinor en el astillero de Puerto Real.

Acto de entrega de la plataforma a Aibel y Equinor en el astillero de Puerto Real.

Navantia Puerto Real ha celebrado en la mañana de este lunes el acto oficial de entrega al cliente del módulo HVDC del proyecto Johan Sverdrup Fase 2, para Aibel y Equinor. En un evento desarrollado junto a la dársena del astillero, "y marcado por el estricto cumplimiento del protocolo Covid-19", trabajadores de Navantia y de ambos clientes han participado en un acto que certifica "el cumplimiento de los requisitos exigidos por Aibel y Equinor", según ha indicado la empresa en un comunicado.

El director del Astillero Bahía de Cádiz de Navantia, Javier Herrador, ha sido el encargado de poner de manifiesto el reto logrado de cumplir con el cliente en calidad y plazo, además de garantizar siempre la seguridad de los trabajadores. En su discurso, Herrador ha hecho un repaso por los momentos más difíciles asumidos en plena pandemia y cómo el astillero y su industria colaboradora supieron dar un paso al frente para terminar el trabajo.

A partir de hora, el director ha plasmado su confianza en que la relación entre ambas partes siga un camino de éxito. “Se ha creado un equipo entre Equinor, Aibel y Navantia que ha trabajado siempre de la mano. Todo ello nos hace soñar en futuros proyectos comunes, en el nuevo marco de energías renovables que la Unión Europea está promoviendo, ya sea como subcontratista o por qué no, como socios en nuevos proyectos”, ha afirmado.

En la misma línea, el Project Manager de Aibel, Knutt Frolich, ha dirigido unas palabras a través de vídeo a todos los presentes en las que ha reforzado "la buena impresión que en su empresa ha causado el esfuerzo de Navantia y sus trabajadores" para lograr terminar el proyecto en el plazo marcado. Ha tenido palabras de recuerdo a todas aquellas personas afectadas por la pandemia de Covid-19 y ha concluido con un contundente “deberían estar orgullosos de este logro”, en referencia al módulo de la subestación eléctrica “del proyecto más importante en la historia de Aibel”.

Por último, Terje Ulltang, Construction Manager de Equinor, ha alabado igualmente la relación entre las tres compañías para lograr el éxito de un proyecto que tendrá su culminación el próximo mes de abril, cuando se ensamblen las tres grandes partes que formarán la plataforma Johan Sverdrup 2.

Navantia ha logrado así culminar este encargo dentro de los estrictos plazos marcados por su cliente, que había advertido el pasado mes de agosto, en plena huelga de la industria auxilliar, que no adjudicaría más contratos a la empresa española si había retrasos. “Este módulo es una pieza más de un gran puzle. Me temo que si no se entrega el 27 de octubre, la dirección de Aibel no recordará la calidad del trabajo, sino que llegó tarde”, señaló entonces Knut Frolich, en declaraciones a este periódico.

Tras 14 meses de intenso trabajo, el módulo HVDC construido en Puerto Real, de 30 metros de altura y unas 4.500 toneladas de peso,  partirá este martes con rumbo al astillero de Aibel en la ciudad noruega de Haugesund a bordo del buque Heavy Lift “Biglift Barentsz”. Está previsto que el viaje dure alrededor de una semana. Allí será ensamblada junto a otras dos estructuras que están siendo fabricadas en Tailandia y en ese mismo astillero noruego. Una vez superado este paso, serán remolcadas a su emplazamiento definitivo en la plataforma continental de Noruega.

La importancia de este módulo radica en que forma parte de la estructura que suministrará energía a cinco plataformas de extracción, por lo que es esencial para la puesta en marcha del campo petrolífero Johan Sverdrup, situado en el mar del Norte a unos 140 kilómetros al oeste de la costa de Stavanger.

Este campo supone una inversión de más de 1.600 millones de euros con el objetivo de explotar una de las mayores reservas de hidrocarburos de la plataforma continental noruega. Se espera que cuando se encuentre a su máxima capacidad produzca el 25% de los hidrocarburos noruegos, con la extracción de entre 550.000 y 650.000 barriles de crudo por día, y una vida útil de 50 años.

Equinor Energy –la antigua petrolera estatal de Noruega Statoil– adjudicó en abril de 2018 a Aibel la construcción de la plataforma P2 para el campo Johan Sverdrup. Después de un año de negocaciones, Aibel subcontrató a Navantia la construcción de uno de los tres módulos en los que han dividido el Topside de la plataforma.

"La culminación exitosa de este gran contrato de Diversificación de Navantia en la Bahía de Cádiz supone un gran paso en este sector y sitúa al astillero de Puerto Real como referente internacional en el negocio Off-Shore", ha apuntado Navantia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios