Tribunales

Un hotel deberá indemnizar a una pareja que sufrió picaduras de chinches

  • El Dunas Puerto tendrá que pagar 1.339 euros a los demandantes, residentes en Madrid

Una imagen de la entrada del hotel Dunas Puerto, en El Puerto de Santa María. Una imagen de la entrada del hotel Dunas Puerto, en El Puerto de Santa María.

Una imagen de la entrada del hotel Dunas Puerto, en El Puerto de Santa María.

El Juzgado de primera instancia e instrucción número dos de los de El Puerto ha dictado una sentencia mediante la cual se condena al hotel Dunas Puerto, ubicado en El Puerto de Santa María, a indemnizar con 1.339,60 euros, y el pago de las costas del juicio, a una pareja de Madrid que se alojó en una de sus habitaciones a principios de septiembre del pasado año 2018.

La pareja, que era la primera vez que se alojaba en el hotel, acudió -tras sufrir la mujer las primeras molestias- a una farmacia de El Puerto donde le recetaron una pomada, y al persistir las picaduras se personó también en el servicio de Urgencias, donde se le confirmó que se trataba de chinches. Aunque en el mismo servicio de Urgencias se le prescribió medicación, la sentencia recoge que la mujer tuvo que acudir, ya en su localidad de residencia, a su centro de salud para continuar con el tratamiento, que en total tuvo una duración de 24 días.

La dirección del hotel ha negado en todo momento la responsabilidad por parte del establecimiento, asegurando que tiene contratado un servicio de prevención de infecciones, y alegó durante el juicio que los insectos podrían haber procedido de las ropas o equipajes de los denunciantes, solicitando en su momento la desestimación de la demanda.

El director del establecimiento ha explicado también, tras conocer la sentencia, que la pareja denunciante acudió a hablar con él durante su estancia, trasladándole lo ocurrido. El director se ofreció entonces a invitar a la pareja a una semana de estancia, como deferencia por las molestias sufridas, aunque con la condición de que renunciasen a presentar una denuncia, algo a lo que los demandantes se negaron, según el director del hotel porque lo que buscaban en realidad era una compensación económica.

El hotel asegura que las inspecciones de Turismo y Sanidad no detectaron la presencia de chinches

Desde el establecimiento señalan además que tras la queja de esta pareja se avisó a la empresa Plagasur para que revisara la habitación, cosa que hizo unos días después sin hallar presencia de chinches, visitando con posterioridad las instalaciones tanto un inspector de Turismo (que tampoco halló rastro de los insectos) y otro inspector de Sanidad, que archivó el caso al no hallar presencia de chinches ni de otros insectos.

La sentencia, que es firme, da la razón a la pareja al considerar acreditado que la mujer sufrió las lesiones en la habitación y considera que en caso de tener constancia de que las lesiones se habían producido por causas ajenas al establecimiento, debería haber sido el hotel el que acreditara que las mismas se habían producido por culpa de la víctima.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios