fútbol segunda división b

Derrota sin paliativos del Sanluqueño

  • El Talavera, superior, sentencia al comienzo de la segunda mitad

Formación del Sanluqueño en la cita de ayer en El Prado. Formación del Sanluqueño en la cita de ayer en El Prado.

Formación del Sanluqueño en la cita de ayer en El Prado. / at. sanluqueño

El Atlético Sanluqueño realizó uno de los partidos más flojos de la temporada, y no tuvo opciones ante un Talavera que fue superior de principio a fin en El Prado, de ahí al claro marcador final en favor del conjunto blanquiazul.

El choque comenzó con un claro dominio local, con mucha presión por parte del Talavera y con un Sanluqueño que solo enviaba balones largos a sus hombres de ataque que no llegaban a ningún destinatario. Las primeras ocasiones fueron de color blanquiazul, aunque tímidas, por mediación de Abel Molinero y Óscar Martín que detuvo el portero sin problemas. No pudo hacer los mismo Diego García llegados al cuarto de hora cuando Iker Rodellar cazó con fe un rechace y empaló con la izquierda haciendo inútil la estirada de guardameta visitante. Era una consecuencia de lo visto sobre el césped, y es que la gran presión local impedía a los verdiblancos poder desarrollar su juego, a lo que sumado a su falta de precisión, hacía que el Talavera fuera amo y señor del partido.

Cumplida la media hora de juego volvió a moverse el luminoso, cuando Mario despejó con la mano un disparo de Óscar Martín, lo que el trencilla consideró merecedor de penalti y de tarjeta para el jugador visitante. La pena máxima la transformó Oca con un disparo ajustado al palo izquierdo. Este segundo gol hizo que los talaveranos relajaran la insistente presión y provocó que el Sanluqueño estirara sus líneas y justo antes del descaso Nando Quesada buscó el tercero para los suyos a través de un disparo que salió muy desviado.

A los veinte segundos de la reanudación Oca dio por terminado el partido cuando en un rápido ataque le llegó el balón a la derecha, se perfiló a su pierna buena y mando la pelota a la escuadra. Ahí se acabó el todo ya que el Talavera se dedicó a contener la pelota y a controlar los escasos y tímidos ataques de un Sanluqueño que solo buscaba la portería contraria a través de balones largos. Los locales consiguieron un cuarto gol, pero el colegiado dictaminó que el tanto de Nandi había sido logrado en posición de fuera de juego.

El resto del choque se fue entre jugadas en el centro del campo sin apenas peligro por parte de los dos equipos, a excepción de una jugada en un balón largo que se llevó Dani del Moral, pero que su remate se fue al palo, en lo que fue la mejor y única ocasión de los visitantes. Destacar que la mayor ovación de todo el encuentro se la llevó un jugador visitante, en concreto el delantero ex cadista Dani Güiza.

Con esta clara derrota en el feudo del Talavera, el Atlético Sanluqueño sale de la zona de play-off, aunque se mantiene en una posición muy cómoda -sexto- al tratarse de un recién ascendido que persigue la permanencia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios