división de honor andaluza

Al Conil le falta tiempo para remontar

Rafa Marín protege el balón mientras le presiona un jugador del Pozoblanco. Rafa Marín protege el balón mientras le presiona un jugador del Pozoblanco.

Rafa Marín protege el balón mientras le presiona un jugador del Pozoblanco. / aragón pina

Primer empate para un Conil que ayer llevó a cabo una trayectoria de menos a más pero que al final se tuvo que conformar con un punto ante el Pozoblanco.

La baja de José Narváez se notó en las filas amarillas, ejerciendo ayer de hombre creativo Raúl Silveira, quien lideró junto a Fran Ponce, Pablo y Kalou la mejor versión de los locales.

El duelo empezó con un jarro de agua fría porque el primer acercamiento pozoalbense acabó en un error de Gallego al blocar el balón, lo que dejó con todo a favor a Zara para marcar a placer. Al Conil le tocó hacer el más difícil todavía ante un adversario importante que no se cortó en el juego subterráneo.

Antes del descanso el área del Pozoblanco tomó más protagonismo que el del Conil. Pablo cabeceó un buen centro y despejó Arévalo; Raúl Silveira probó de falta directa y de nuevo intervino el portero visitante; y Joselito Cornejo recibió un pase de Silveira y cuando encaraba a Arévalo fue derribado en un claro penalti que el árbitro no vio como tal. La retirada de ambos equipos a vestuarios, al acabar el primer tiempo, estuvo marcada por el enfrentamiento verbal de un aficionado con el portero visitante.

Tras el descanso Javier Zafra varió el once y la entrada de Bicho dio otro aire a los locales. Fran Ponce fue el primero en buscar a Kalou, cuyo lanzamiento se escapó fuera con todo a favor. Y susto en el 62', cuando Gallego repitió error como en la acción del 0-1 y Pablo salvó bajo el travesaño el segundo tanto.

El Pozoblanco no mató el partido y el Conil fue a más hasta que en el minuto 80 Fran Ponce fue derribado en el área, decretando, ahora sí, el árbitro la pena máxima. Sin José Narváez, Joselito Cornejo puso las tablas y dio paso a unos instantes finales en los que él mismo y Kalou estuvieron a punto de lograr una remontada que hubiera sido justa ante un Pozoblanco que asustó poco.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios