Cádiz

Un proveedor deja de servir fruta a la Guardería Municipal por las deudas

  • Esta decisión la tomó la semana pasada tras acumular facturas pendientes de pagar por el Ayuntamiento en el curso actual que suman cerca de 7.800 euros

Maribel Gené, ayer en la puerta de la Guardería Municipal, a la que ha dejado de suministrar fruta y verdura. Maribel Gené, ayer en la puerta de la Guardería Municipal, a la que ha dejado de suministrar fruta y verdura.

Maribel Gené, ayer en la puerta de la Guardería Municipal, a la que ha dejado de suministrar fruta y verdura. / julio gonzález

Maribel Gené era hasta hace unos días una autónoma que se dedicaba a surtir de frutas y verduras al comedor de la Guardería Municipal. Esta labor se había mantenido en la familia de su marido desde hace unos 40 años, por lo que se ha ido heredando hasta llegar a ella hace seis años. Con dificultades, había conseguido tirar para adelante con su modesto negocio, pero la pasada semana tomó la decisión de dejar de ser proveedora de este servicio del Ayuntamiento. El motivo no es otro que una deuda que se sitúa en cerca de 7.800 euros por las facturas de casi todo el presente curso escolar. Una cantidad que para una autónoma con este nivel de facturación supone una adversidad importante al no contar con un suficiente colchón económico para poder soportarlo. "Me he dado de baja de autónoma y he dejado de cotizar por culpa de ellos", explicó ayer Gené, que calificó la situación como "insoportable".

Sobre cómo se ha llegado a este problema, manifestó que "en los años anteriores nunca han pagado al día. A lo mejor, en enero te pagaban septiembre, en febrero te pagaban octubre y así. Te daba igual porque ibas cobrando". Sin embargo, todo se ha complicado en el actual curso escolar, ya que aseguró que sólo ha cobrado los meses de noviembre y diciembre, quedando colgados tanto los encargos de septiembre y octubre como los realizados desde enero. "Teniendo en cuenta que no somos una gran empresa y que somos una familia con dos hijas a mi cargo, iban a llevar a mi casa a la ruina porque tenía que pagar el autónomo y la mercancía que le proveo". Una situación por la que se ha sentido "asfixiada", sobre todo porque en su hogar "entra un sueldecito normal de mi marido", que, precisamente, trabaja en la Lonja Municipal.

Respecto a la deuda que mantiene con ella el Ayuntamiento, afirmó que desde el Consistorio "no me dicen nada". "Me mandan de un lado para otro. Ahora que si el interventor, ahora que si Asuntos Sociales. Me tienen mareada dando vueltas de un lado para otro", resaltó. De hecho, recalcó que desde que comunicó que dejaba de entregar estos productos "nadie se ha puesto en contacto conmigo".

Durante este tiempo ha escuchado la posibilidad de que el Ayuntamiento saque a concurso el contrato para el suministro de frutas y verduras a la Guardería Municipal. "Desde el año pasado lo llevan diciendo, pero nunca lo hicieron. Un sitio en donde no te pagan no lo va a querer nadie nunca. Debes tener un buen margen para poder aguantar el tirón", comentó Gené.

Según ha podido saber este periódico, en la Guardería Municipal ayer se pudo servir fruta a los niños que acuden diariamente a estas dependencias, aunque sí existen ciertas restricciones en el centro para su consumo.

Este medio se puso en contacto con el Ayuntamiento de Cádiz para conocer la situación de la deuda con este proveedor tras su decisión de dejar de surtir frutas y verduras a la Escuela Infantil Municipal, sin recibir una respuesta sobre este hecho.

Lo que sí explicaron fuentes municipales es que en este servicio que presta el Consistorio gaditano no se ha realizado hasta la fecha ningún pliego de condiciones para sacar a licitación el contrato para el suministro de alimentos para el comedor. Por ello, en la actualidad se está elaborando el citado documento para sacar a concurso esta prestación, de manera que quedaría regularizada.

Estas mismas fuentes señalaron que se están corrigiendo ciertos matices técnicos para poder tener listo el pliego de condiciones cuanto antes, lo que permitiría sacar el contrato a licitación.

La concejala de Asuntos Sociales, Ana Fernández, afirmó que "nos preocupa enormemente la calidad de los alimentos que se ofrecen desde la Guardería y poder seguir comprando a los comercios de proximidad".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios