Cádiz

Los gaditanos rescatan la maleta

  • Las agencias de viaje han experimentado una leve mejoría con respecto a las ventas de años anteriores Los destinos preferidos son la costa andaluza, el Caribe y los cruceros

No quieren lanzar las campanas al vuelo pero todos coinciden: "Se ha notado una leve mejoría". Las agencias de viajes de la ciudad confiesan haber experimentado un pequeño incremento en su volumen de ventas en este verano. "Parece que la gente ha perdido un poco el miedo", resume Álvaro Corona, director de oficina de Nautalia.

Después de varios años de capa caída a causa de la crisis, los gaditanos empiezan a recuperar los tradicionales viajes veraniegos. Aunque con matices. "Ha aumentado un poco la demanda de turismo de interior, pero tampoco de manera desorbitada", explica Vicente Ortega, director de zona en Cádiz de Barceló Viajes. Todas las agencias recalcan el aumento que ha sufrido el turismo de proximidad. "La gente prefiere ir en su coche y no tener que coger avión. Antes, los gaditanos iban mucho a Tenerife, ahora optan por Málaga, Huelva o Portugal." afirma la marketing manager de Viajes Rico, Sandra Juan.

Junto a este turismo cercano, lo más demandado sigue siendo el Caribe y los cruceros. "Es algo que siempre se mantiene más o menos constante", afirma Antonio Cordón, director de Viajes Melkart. Este tipo de turismo, según explican desde la mayoría de los centros consultados, no ha sufrido tanto el impacto del descenso en el consumo. Este es un claro indicador de la incidencia de la crisis en la economía doméstica. "Los que peor lo han pasado son los que antes hacían ese viaje corto. El de larga distancia está ligado a una economía más desahogada", explican desde una de las agencias. "China, Nueva York, Riviera Maya, el gran viaje se mantiene siempre", ilustra Vicente Ortega, de Barceló.

El denominado turismo cultural y los viajes a capitales europeas son destinos tambien muy demandados por los gaditanos, aunque a menor escala.

Algo que todas las agencias han percibido es un cambio de conducta en el viajero. "Antes se hacía con mucha más antelación. Mucha gente viene ahora a última hora", dicen desde Nautalia. "La gente ya no planea tanto, aprovechan más ofertas de última hora".

Este no es el único cambio a la hora de organizar las vacaciones. La proliferación de plataformas de internet que ofrecen búsqueda de vuelos y alojamiento ha provocado que muchos prefieran organizarse por sí mismos sus vacaciones. Sin embargo, las agencias tradicionales siguen compitiendo. "Hay gente que no se fía de internet, se quedan más tranquilos cuando hablan con una persona y van a la agencia física. Se sienten más cómodos", explica Álvaro Corona desde Nautalia.

Otro de los últimos fenómenos es el aumento en la demanda de apartamentos en lugar del habitual hotel como forma de alojamiento. Las ventajas en cuanto a independencia y posibilidad de disponer de cocina propia hace que para muchos sea una alternativa, a posteriori, más económica.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios