Cádiz

La avenida de Huelva será la primera vía con el sistema de ciudad inteligente

  • En las canalizaciones que se van a introducir en las obras de saneamiento se incluirá una para unir en red la mayoría de los sensores necesarios para inaugurar el proyecto de 'smart cities'

La construcción de la avenida de Huelva, adjudicada hace unos días por la empresa municipal Aguas de Cádiz va a ser una vía que, además de unir transversalmente el nuevo puente con la Avenida Juan Carlos I, hará que Cádiz inicie su entrada en el club de las 'smart cities' o ciudades inteligentes.

Las obras en la avenida de Huelva supondrán una inversión de 592.677 euros y tienen un plazo de ejecución de cuatro meses y medio, dentro de unos trabajos que se ha adjudicado a la empresa GyoCivil, ganadora del concurso público al que se presentaron 14 empresas. Los trabajos van a consistir en la renovación de toda la red de saneamiento, pluviales y la posterior reurbanización de la zona, y se integra dentro del II Plan de Saneamiento de la ciudad.

Precisamente en las canalizaciones es donde se realizarán los trabajos que posibilitarán que Cádiz de en un futuro cercano, un salto cuantitativo y cualitativo en el inicio del uso de las nuevas tecnologías al servicio del ciudadano. En estas canalizaciones se incluirá una específica, que permitirá unir en red a la mayoría de los sensores digitales que se implantarán en esta primera calle bajo un modelo de gestión inteligente.

A la red se conectarán posteriormente, los sensores, las aplicaciones e instrumentalización necesaria que posibilitarán novedades que van desde que los conductores puedan conocer vía móvil los espacios libres para aparcar, el nivel de uso de los contenedores de basura o atenuar de forma automática la iluminación viaria a altas horas de madrugada para ahorrar en gasto energético entre otras.

A esta red en el subsuelo, se le unirá en superficie una red inalámbrica vía wifi/wimax que también hará funciones de enlace digital prestador de los servicios municipales a integrar o aquellos de uso directo por los gaditanos en la mejora de su calidad de vida o acceso a las nuevas tecnologías.

El Ayuntamiento ya ha llevado a cabo las primeras reuniones de coordinación municipal liderada por los tenientes de alcaldesa Ignacio Romaní y Bruno García, entre el área de Urbanismo, supervisor del proyecto; la empresa ejecutora de la obra, Aguas de Cádiz y la sociedad municipal, Cádiz Conecta, que tiene la encomienda municipal de desarrollar el proyecto en todos sus ámbitos, de Cádiz Smart City, Cádiz Ciudad Inteligente

Desde el ayuntamiento se destaca además que el modelo a aplicar en la avenida de Huelva será referencia a partir de ahora, de cualquier remodelación o reurbanización de cualquier calle que lleve a cabo el Consistorio. Los técnicos municipales incluirán en cada proyecto, la "preinstalación" de todas las medidas de modernización que se incluyen en un modelo de gestión inteligente.

A la avenida de Huelva, le seguirán también las próximas calles que Aguas de Cádiz remodelará dentro del II Plan de Saneamiento, como son Santo Domingo de la Calzada y Rafael Picardo y Adelfas, en Extramuros, y la calle San Juan en el casco histórico.

El equipo de gobierno, ya ha dado también las instrucciones a la oficina técnica de urbanismo, para que incluya estas medidas al proyecto futuro que por fases ejecutará el ayuntamiento de asfaltado y mejora de la Avenida Juan Carlos I y sus calles adyacentes.

Las cifras de ahorro que posibilita el uso de estas tecnologías (menos consumos de agua, de electricidad, menos emisiones de dióxido de carbono, menos gasto en recogida de basura) y que el Ayuntamiento estima inicialmente en unos 5 millones de euros.

La clave del proceso no es sólo abordar las infraestructuras necesarias para que Cádiz cuente con este 'internet de las cosas'. Además de ellas es necesario ofrecer un flujo de información constante y seguro en todo el 'circuito', un circuito que es necesario para que Cádiz funcione de forma integral haciendo uso de estas nuevas tecnologías.

Por ello también se integrarán y adaptarán paulatinamente edificios municipales, infraestructuras y servicios públicos a una interconectividad global, mediante tecnología wifi/wimax, que conectarán entre sí los sensores inalámbricos repartidos por la ciudad, con la gestión municipal en tiempo real y paralelamente, al ciudadano vía móvil, con la demanda que puedan realizar de estos servicios públicos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios