feminismo Las abolicionistas gaditanas se desmarcan del 8M municipal

  • La plataforma denuncia "falta de diálogo y acoso" continuados por parte de colectivos y Ayuntamiento 

  • Realizarán sus "propias acciones", vindicativas de la agenda feminista 

Cádiz Abolicionista, el colectivo que nació el año pasado por diferencias con las prioridades de la Comisión Local del 8M, no participará este año en la convocatoria de actos municipales por el Dïa de la Mujer. La plataforma, que ya comenzó su andadura ante la "desatención" que sufrían en las políticas locales los temas prioritarios de la agenda femenista (como la prostitución, la pornografía o el posicionamiento respecto a los vientres de alquiler), ha decidido desvincularse ante la "falta de diálogo y acoso" continuados. Así, en un comunicado, Cádiz abolicionista plantea que "no participará en ninguna acción llevada a cabo por grupos que tienen secuestrado tanto la organización como la agenda de la lucha feminista por el 8M". 

La plataforma realizará sus "propias acciones de resistencia, rebeldes y combativas contra las violencias machistas que sufrimos las mujeres y solicitamos el apoyo de la ciudanía".

La decisión tiene lugar en medio de la polémica estatal ante el borrador de la Ley Trans, cuyo aprobación pretendía ser la medida estrella de la ministra de Igualdad, Irene Montero, para este 8 de marzo. Desde Cádiz aAbolicionista señalan que esta, no obstante, es sólo una causa, y que el problema de base es la total desvinculación del feminismo oficial de la "agenda feminista" y la exclusión de lo que han pasado a considerarse como "sectores críticos". 

"La políticas de la ciudad de Cádiz -prosigue el comunicado-  están usando, abusando, precarizando, empobreciendo y debilitando nuestras condiciones de vida, tras no constar en la ciudad programas específicos para poder liberar a las mujeres de la opresión que suponen las violencias machistas, teniendo como única finalidad sostener sus riquezas y privilegios". 

Se ponen en marcha "políticas de ajuste, como la expropiación de nuestros derechos" y la introducción de "políticas neoliberales, siendo impulsores de la entrada de hombres en nuestra lucha y espacios seguros. Otra vuelta de tuerca -continúan- hacia el refuerzo y fijación del, cada vez más voraz, sistema neoliberal patriarcal y su opresión sobre las mujeres, agravado aún más por la pandemia mundial".

El colectivo también señala el "brutal desmantelamiento del ya deficiente Estado del Bienestar, que se está llevando en las diferentes empresas que realizan los trabajos municipales en la ciudad, es un saqueo de nuestros derechos laborales, aumentando el desempleo, los cuidados, perpertuando la servidumbre. Denunciamos la imposición de un modelo de mujer única: privado, doméstico y heterosexual, así como la invisiblización y explotación del trabajo reproductivo y de cuidados". 

Cádiz Abolicionista recuerda que el "feminismo reivindica la liberación de la mujer ante cualquier opresión. Por ello, la explotación sexual que se está permitiendo por parte del poder en la ciudad, y la protección de nuestras niñas frenta a esta situación supone una lucha exclusiva de las abolicionistas".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios