Actos por la salida del buque escuela

Homenaje a Blas de Lezo

  • El insigne marino es recordado en un acto previo a la salida de 'Elcano' junto a su estatua en Canalejas

Un momento del homenaje en Canalejas esta tarde. Un momento del homenaje en Canalejas esta tarde.

Un momento del homenaje en Canalejas esta tarde. / Jesús Marín

Comentarios 5

Enmarcado dentro de los actos previos a la salida del Juan Sebastián de Elcano, esta tarde se ha rendido homenaje al insigne marino Blas de Lezo junto a la estatua en su honor en Canalejas. El Elcano ya está atracado en el muelle de la ciudad y recibiendo visitas en sus jornadas de puertas abiertas, mientras se prepara para iniciar el domingo su XCI crucero de instrucción.

En representación del colectivo 'Cádiz con Elcano', Julio Terrón ha hecho un recorrido por la trayectoria de Blas de Lezo, al que ha calificado como de los "mejores estrategas de la historia de la Armada". Luego se ha realizado una ofrenda floral, con la presencia del comandante del Elcano, Ignacio Paz. En el homenaje han estado también distintas autoridades civiles y militares, como el subdelegado del Gobierno, José Pacheco, los diputados Teófila Martínez y Javier Cano, o el director del Instituto Hidrográfico, Daniel González-Aller. A su finalización, el comandante del buque escuela dará una conferencia en la Fundación Unicaja.

Vinculación con Cádiz

Nacido en Guipúzcoa en 1689, salió victorioso de todas las batallas navales en las que participó. Murió en en Cartagena de Indias en 1741 sin recibir ningún reconocimiento, a pesar de haber protagonizado una de las mayores hazañas de la historia militar española. Meses antes de su muerte se enfrentó a la todopoderosa Armada inglesa, dirigida por el almirante Vernon, que contaba con 180 buques y casi 23.600 soldados, con solo seis barcos y 2.800 hombres. Aún así, inflingió a Inglaterra su mayor derrota naval y pudo mantener para España una plaza estratégica como era Cartagena de Indias, clave en las relaciones comerciales con América.

Aún más épico resulta este hecho histórico si tenemos en cuenta que Blas de Lezo era cojo, manco y tuerto, resultado de su participación en diversas contiendas de la Guerra de la Sucesión y por lo que recibió el sobrenombre de ‘Mediohombre’. Estas minusvalías físicas no le detuvieron a la hora de entrar en batalla, más bien al contrario: se le recuerda como un militar valiente, fuerte y de gran coraje.

La vinculación de este marino con Cádiz se debe a que vivió en la ciudad unos años, cuando fue nombrado Comandante General del Departamento de Cádiz. Luego se estableció en El Puerto de Santa María junto a su familia, que se quedó afincada en esta ciudad cuando él partió hacia Cartagena de Indias. En Cádiz, se inauguró la estatua en su honor en 2014 y El Puerto le puso su nombre al nuevo paseo peatonal entre Las Redes y Fuentebravía este pasado verano.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios