Polémica

El circuito de Arcos cambia ahora a centro para la automoción eléctrica

  • El Consistorio aprueba su admisión a trámite y la organización Ama Natura denuncia movimientos de tierra “sin licencia” en la finca

Ama Natura ha denunciado ante el juzgado y el Seprona movimientos de tierra en la finca. Ama Natura ha denunciado ante el juzgado y el Seprona movimientos de tierra en la finca.

Ama Natura ha denunciado ante el juzgado y el Seprona movimientos de tierra en la finca.

Los promotores del proyecto para la construcción del circuito de velocidad en la finca Las Hoces, en el término municipal de Arcos y cerca del pantano de Bornos, que la Junta de Andalucía tumbó en su día por el impacto ambiental que traería, lo han reconvertido ahora en otra iniciativa que ya han presentado en el Ayuntamiento de Arcos. La propuesta se denomina ‘Centro de Desarrollo para la Movilidad Sostenible’ y pretende ser un espacio de investigación y desarrollo de vehículos de motores eléctricos.

Así, la Junta de Gobierno Local del Ayuntamiento de Arcos, en la sesión que celebró el pasado 14 de abril, acordó admitir a trámite esta iniciativa, que se levantará en la finca Las Hoces, bajo la firma Arcos Sun Invest, S.L. Este centro de desarrollo e investigación trae en sus planteamientos, según el Consistorio arcense, una propuesta de trabajo conjunto con universidades para el fomento de cursos de formación relacionados con el desarrollo de motores eléctricos.

Hay que recordar que la Junta de Andalucía, con el anterior gobierno autonómico del PSOE, le negó a esta firma participada con capital belga la autorización ambiental para la construcción del circuito de velocidad al calibrar “el inadmisible impacto paisajístico, que al menos se mantendría de forma severa por 25 años” en la zona, además del ruido que generaría a la población de Bornos, que está cercana a esta finca. El circuito trajo, además, el rechazo del Ayuntamiento de Bornos y de los movimientos ecologistas de la zona, entre ellos el de Ama Natura, por el impacto que tendría en los ecosistemas del pantano y en la población cercana. Ahora Arcos Sun Invest, S.L. presenta al Ayuntamiento de Arcos otra propuesta que reconvertiría el fallido circuito en un centro de desarrollo para probar tecnología de automoción para coches eléctricos, según informa el gobierno local de Arcos. La iniciativa se extenderá sobre una superficie de 5.300 metros cuadrados; un garaje taller, con 10.000 metros cuadrados; una pista para pruebas de 36.000 metros y una cafetería de 560 metros.

El delegado municipal de Urbanismo de Arcos, Diego Carrera, explica que las competencias del Ayuntamiento son las de dictaminar un informe urbanístico viable o no sobre esta actuación. Será la Junta de Andalucía, en último término, la que finalmente sea la que dictamine si el proyecto cuenta o no con la preceptiva autorización ambiental. “El gran cambio de este proyecto radica en que se enfoca al desarrollo de motores eléctricos y deja fuera cualquier tema relacionado con la competición. Además, la actuación sería compatible con la explotación agrícola de la propia finca”, dice el concejal de Urbanismo, Diego Carrera, que calcula que durante el periodo de construcción se pueden generar unos 300 puestos de trabajo.

Por su parte, la organización Ama Natura, en Arcos, ha denunciado ante el Juzgado de Arcos y el Seprona “los movimientos de tierra de lo que parece ser una futura pista de un circuito de velocidad sin la preceptiva licencia de obras en la finca”. La organización dice que el Ayuntamiento no “ha hecho público este proyecto como marcan las leyes vigentes”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios