Diario Cofrade

La Semana Santa de Cádiz 2023, a la espera del Ayuntamiento

El paso de misterio de Piedad por la Plaza de Candelaria, que es parte de la carrera oficial de la Semana Santa de Cádiz.

El paso de misterio de Piedad por la Plaza de Candelaria, que es parte de la carrera oficial de la Semana Santa de Cádiz. / J.P.

La ausencia de empresas que quieran ejecutar la obra de reurbanización de la plaza de Candelaria mantiene dos cuestiones en vilo. De un lado, la financiación de una actuación que respalda Europa a través de los fondos Next Generation pero que requiere que esté culminada en 2023; y de otro, el normal desarrollo de la Semana Santa, que se vería seriamente afectado si la plaza estuviera levantada en esa fecha. Ante esta incertidumbre, las cofradías van a optar por el momento por mantener la espera hasta conocer el plan definitivo del Ayuntamiento.

Así lo ha trasladado el presidente del Consejo de Hermandades, Juan Carlos Jurado, que ha avanzado que en los próximos días tiene previsto mantener nuevas reuniones con técnicos municipales y con la concejala de Cultura y Fiestas, Lola Cazalilla, para conocer los planes del Ayuntamiento respecto a esta intervención en la céntrica plaza. Todo ello en unos días en los que las hermandades andan cerrando la configuración horaria de sus entradas en carrera oficial, a la espera de pronunciamiento final respecto a Candelaria.

Conviene recordar, a este respecto, que la plaza cuya reurbanización ha quedado por tres veces desierta es punto clave de la Semana Santa de Cádiz, al formar parte de la carrera oficial que recorren todas las hermandades de Viernes de Dolores a Domingo de Resurrección. Cuestión que además se agrava debido a la estrechez de las calles de su entorno, que hacen inviable el paso de cofradías, lo que reduce considerablemente el itinerario de los cortejos procesionales una vez que salieran de la Catedral.

El Ayuntamiento ya ha manifestado su intención de que la obra salga adelante, para lo que plantea una cuarta licitación o el inicio de un procedimiento negociado que permita adjudicar de una vez la actuación, que tiene un plazo previsto de nueve meses de duración y que tiene que estar culminada en diciembre del próximo año, lo que acorta notablemente los plazos y reduce las posibilidades de que las cofradías puedan discurrir con tranquilidad por Candelaria la próxima Semana Santa (que se celebrará del 2 al 9 de abril). Y el Consejo aguarda ahora conocer los nuevos plazos o previsiones que manejan en San Juan de Dios, barajando como opciones principales que las obras no se inicien hasta que pase la Semana Santa, o bien que se permita que las cofradías discurran en 2023 por el lado de la plaza contrario al habitual (esto es, girando los cortejos a la izquierda nada más asomar a la plaza desde la calle Santiago, discurriendo por la L contraria hasta llegar a Montañés).

Según Jurado, en los próximos días se mantendrán esas nuevas reuniones con el Ayuntamiento que permitirán, a priori, arrojar algo más de luz respecto a la organización de la próxima Semana Santa. “Hasta entonces vamos a mantener el planteamiento inicial contando con que podremos procesionar por la plaza de Candelaria con normalidad”, traslada el presidente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios