Inversiones

La renovación del alcantarillado de Bazán en San Fernando se estima en unos 4,8 millones con el proyecto básico

  • El Ayuntamiento cuenta ya con el proyecto básico para esta actuación y de ejecución para un colector general y la nueva estación de bombeo que se construirá en la carretera de La Carraca

Imagen de una arqueta de saneamiento en la barriada Bazán. Imagen de una arqueta de saneamiento en la barriada Bazán.

Imagen de una arqueta de saneamiento en la barriada Bazán. / Román Ríos

El Ayuntamiento ya cuenta con el proyecto básico para la renovación de las redes de saneamiento, pluviales y agua potable de la barriada Bazán y de ejecución para el desvío del colector general y la construcción de una nueva estación de bombeo. El documento calcula en algo más de 4,8 millones el coste de la operación, lo que supone una reducción considerable frente a las estimaciones iniciales de más de 8 millones.

La renovación del sistema de alcantarillado de Bazán comenzará por el creación de un nuevo colector general que sustituirá a la galería del siglo XIX que sigue en uso a pesar del deterioro. Esta conducción pasa incluso por las inmediaciones de los bloques de vivienda de la barriada por lo que resulta además necesario su desvío. "Es una galería de alcantarillado que se construyó para la población militar de San Carlos que lleva aguas residuales desde La Casería, pasando por las instalaciones militares y por Bazán hasta la Aguada de San Juan. Pasa cerca de los bloques de vivienda que se construyeron después y con el deterioro que tiene afecta a esas casas. Es el principal inconveniente del alcantarillado de la zona", ha explicado la alcaldesa, Patricia Cavada, que mostraba su satisfacción por este nuevo paso.

El colector será de materiales y secciones de acuerdo a la normativa en un trazado adecuado por los principales viales de la ciudad. Esta actuación incluye la construcción de una nueva estación de bombeo, de un colector de conexión a la red de saneamiento municipal y un aliviadero de impulsión de pluviales.

A algo más de 2,1 millones asciende el coste de esta parte de la intervención. De hecho, podría verse incrementado levemente por la inclusión de la conexión eléctrica de la instalación de la estación de bombeo que está pendiente de contestación de Endesa. La respuesta de la empresa se espera para antes del 15 de marzo. 

La licitación de las obras tendrá que esperar, sin embargo, a los informes que deben emitir la Junta de Andalucía y la Dirección General de Costas puesto que los trabajos afectan a zona de dominio público marítimo terrestre. En concreto, la estación de bombeo debe construirse en el margen derecho de la Carretera de La Carraca (en sentido hacia La Carraca) para conectar el colector general. Las diferentes profundidades de la tubería con la conducción que conecta con la estación de bombeo de la Venta de Vargas obliga a esta actuación para evitar las retenciones y atascos que se producen en la barriada por la falta de pendiente, problemas que se acentúan en época de lluvia.

El proyecto debe contar con los informes favorables de Costas y de la Junta al ser dominio público marítimo terrestre

Esta nueva estación de bombeo de aguas residuales se conectará hasta el cruce de la autovía CA-33 con la red municipal a través de un nuevo colector. Finalmente, esta parte de la intervención se finaliza con un aliviadores de impulsión de pluviales para conectar la barriada Bazán con la nueva estación de bombeo, sustituyendo la salida actual hacia la Aguada de San Juan. Se conectará también el aliviadero de la barriada Diputación a través de una arqueta de entronque. Según el proyecto, redactado por la empresa Asitec, desde la estación se conectará un aliviadero de impulsión que entrará en funcionamiento en caso de lluvia de gran intensidad. La conducción será a cielo abierto y llegará a la arqueta de salida en la Aguada a una cota superior a la marea máxima.

Estas obras serán las primeras que acometa Hidralia gracias al canon de inversión de la prórroga del contrato del Agua y Alcantarillado, aunque como señaló la alcaldesa no se puede dar fecha de inicio al depender la tramitación del contrato de los plazos de otras administraciones. Sí tienen un plazo previsto de ejecución de diez meses.

Después se procederá a acometer la renovación de las redes de saneamiento, pluviales y agua potable dentro de la barriada. La intervención se aprovechará, indicó Cavada, para renovar el sistema de alumbrado, de baja tensión y las conducciones para futuras instalaciones de telecomunicaciones y la pavimentación de aceras y calzadas. Esta segunda parte, que puede fasearse, tiene un plazo de ejecución de 12 meses y un presupuesto de más de 2,6 millones de euros.

El presupuesto previsto según el proyecto de Asitec, de 4,8 millones de euros, rebaja considerablemente las cantidades que se barajaron y que rondaban los 8,3 millones de euros. El gobierno municipal ha explicado que los técnicos municipales plantean márgenes amplios para este tipo de obras de cierta envergadura que no parten además de información exacta. De esta forma, en los pliegos se dejó margen a la consultora para redactar el mejor proyecto posible, de manera que ha incluido todo lo demandado ajustado a la realidad y con los precios de mercado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios