San Fernando La falta de servicios empaña el estreno de la playa isleña

  • El fango que ha aflorado con la pérdida de arena, otro problema para Camposoto

Una imagen de la playa de Camposoto tomada ayer en la que se aprecia el fango que ha aflorado con la pérdida de arena.

Una imagen de la playa de Camposoto tomada ayer en la que se aprecia el fango que ha aflorado con la pérdida de arena. / D.C.

Como era de esperar dado el aumento de las temperaturas, la playa de Camposoto registró durante el pasado fin de semana una notable afluencia de bañistas que quisieron dar la bienvenida al verano con el primer chapuzón. No obstante, aunque el tiempo esta vez sí acompañó para disfrutar del sol y del mar, la playa que se encontraron estos isleños no tuvo nada que ver con lo acostumbrado en Camposoto llegado el ecuador del mes de junio. No solo no existe todavía ningún servicio operativo dado el impacto devastador de los temporales del pasado mes de marzo -como advertía este periódico el mismo sábado- sino que con la ingente pérdida de arena desencadenada por las borrascas ha aflorado una gran cantidad de fango que prácticamente se extiende a lo largo de toda la playa, una situación que -denuncian algunos usuarios- supone incluso un problema de accesibilidad para personas mayores o con problemas de movilidad.

El problema de esas bolsas de fango se ha dado ya en más de una ocasión en Camposoto, aunque nunca ha sido tan grave como ahora. Previsiblemente se solventará con la reposición de arena que Costas tiene previsto acometer a partir del próximo 4 de julio. Hasta entonces, de lo que se trata es de garantizar unos mínimos que todavía ahora -en su primer gran fin de semana de la temporada- no ha tenido Camposoto. Ni siquiera es seguro que puedan estar en funcionamiento de cara a la próxima semana. Los trabajos -eso sí- están en marcha desde la semana pasada, pero los daños ocasionados por los temporales son de gran envergadura. Y todavía no se ha licitado la actuación de emergencia por más de 200.000 euros que se iba acometer para restituir las canalizaciones y redes de suministro dañadas, que es ahora mismo el principal problema a resolver para que módulos de aseos, chiringuitos y otros servicios puedan instalarse y ponerse en funcionamiento. La situación de la playa, evidentemente, no ha conseguido escapar de las críticas ciudadanas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios