San Fernando

El Castillo mejora su entorno y afronta la recta final de las obras

  • En la actuación se ha ampliado el acerado, se ha soterrado el cableado y mejorado las redes

Enero será un mes clave para tres actuaciones que La Isla anhela desde hace más de una década: la puesta en marcha de la rehabilitación del Ayuntamiento, el traslado de los Juzgados a una nueva sede en la calle Real y la terminación de las obras del Castillo de San Romualdo, adonde el equipo de gobierno, además de empezar a utilizar el inmueble para la celebración de actos públicos con todas las garantías, quiere trasladar en el plazo más corto posible la celebración de los plenos y de las bodas civiles (que tendrían lugar en la antigua capilla).

Los trabajos finales que se llevan a cabo en el Castillo se han dejado notar especialmente en el entorno, donde se ha recubierto la parte exterior del módulo anexo de un jardín vertical y donde se está remodelando toda la zona verde que rodea a la histórica fortaleza. Se han colocado bancos y pasarelas de madera para facilitar el acceso al Castillo y su recorrido por todo el perímetro. Además, se trabaja en la ampliación del acerado.

Los trabajos están ya en su recta final. Hoy, de hecho, está previsto que los bomberos inspeccionen el edificio para verificar las medidas contraincendios que se han adoptado y garantizar su uso público. En este sentido, durante la actuación, se ha mejorado la evacuación del edificio al modificar una de las puertas de acceso.

En breve se espera que se recepcionen estos trabajos que se han adjudicado a la empresa Bauen y que se proceda a la contratación de los distintos suministros (agua, luz, saneamiento...), de los que el edifico carecía hasta ahora. Al tratarse de un inmueble catalogado como Bien de Interés Cultural (BIC) será necesario también que la Delegación Territorial de Cultura dé su conformidad a la terminación de las obras.

En paralelo, desde el Ayuntamiento se están llevando a cabo actuaciones de mejora en las redes de suministro de agua en la calle Mariana de Pineda, colindante al Castillo y la plaza Sánchez de la Campa. Estos trabajos, que lleva a cabo la concesionaria Hidralia, está previsto que concluyan el jueves. Concretamente, se está aprovechando la actuación para sustituir las antiguas tuberías de fibrocemento por otras nuevas de polietileno, lo que mejora el servicio y evita roturas. Además se han incluido nuevos entronques de imbornales y se han incluido bombas (BIES) que mejorarán la presión en todo el vecindario.

Las mejoras en el entorno contemplan también el soterramiento de la línea eléctrica que discurría por los postes de madera en el entorno de todo el BIC. Además, se ha ampliado el acerado para conseguir una mayor accesibilidad y se ha incluido en esta actuación la ejecución de una boca de incendios a toda la zona, de la que carecía, lo que ha contribuido a reforzar las medidasde seguridad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios