🛒 Los supermercados más baratos de Cádiz

CRISIS AEROESPACIAL

Consecuencias del cierre de Airbus: un desastre económico para el Ayuntamiento de Puerto Real

  • Si la actividad en Airbus Puerto Real cesa, el Ayuntamiento dejaría de ingresar alrededor de 275.000 euros al año

  • Esto se sumaría al más de un millón de euros que dejó de recibir cuando cerró la planta de Delphi

Una cruz marcada con 'Airbus', en la rotonda frente a la factoría de la Villa

Una cruz marcada con 'Airbus', en la rotonda frente a la factoría de la Villa / C.P. (Puerto Real)

Lo que verdaderamente importa en el Ayuntamiento de Puerto Real son los puestos de trabajo que se podrían perder en el caso de que la compañía aeronáutica tomase la decisión de echar el cierre a la planta del polígono El Trocadero. Las grandes empresas instaladas en el municipio, como Airbus, Navantia o Dragados, son motores económicos en una ciudad intensamente ligada a la actividad industrial.

“Si la industria va bien, a Puerto Real le va bien”, es un leimotiv en la Villa que no tiene ya discusión alguna. Pero la industria no va bien y a Puerto Real, por tanto, tampoco levan bien las cosas. Además de las graves repercusiones que el cierre de Airbus puede tener en las ya mermadas economías de los puertorrealeños, especialmente las del alto porcentaje de familias que viven de las siempre inestables industrias auxiliares, para el Ayuntamiento de la ciudad pueden ser desastrosas.

Solo en impuestos, el gigante europeo deja en Puerto Real alrededor de 250.000 euros al año por conceptos como: Impuesto de Bienes inmuebles (IBI), Impuesto de Actividades Económicas (IAE), Impuestos de vehículos de tracción mecánica, las tasas por la entrada de vehículos a través de la acera (vados) o la gestión de los residíos sólidos urbanos. A esto hay que sumar unos 25.000 euros al año de consumo de agua de la factoría, que se recaudan también a través de la empresa pública municipal. Airbus está entre los 10 mayores consumidores del municipio. Por lo tanto, el municipio dejaría de ingresar alrededor de 275.000 euros al año.

Las arcas municipales ya se resintieron, y mucho, con el cierre de Delphi. Entonces dejaron de ingresarse más de un millón de euros. Según el Consistorio de entonces, en cuya alcaldía se encontraba José Antonio Barroso (IU), sólo en los recibos del agua, del Impuesto de Actividades Económicas (IAE) y de Impuesto  de Bienes Inmuebles (IBI), se produce tal pérdida.

Por conceptos, el pago anual de IBI que dejó de ingresar el Ayuntamiento ascendía a un total de 538.224 euros. Por el pago del IAE, se dejan de recibir 213.815 euros y, por último, la empresa municipal de agua, entonces Apresa, perdía al año los 355.228 euros que percibía de la factoría dedicada a la automoción. En total, 1.107.267 euros.

 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios