A toro pasado, Europa se da cuenta de que la capacidad de su sanidad pública está en evidencia. Los recortes han mermado su eficacia. Sorprende que Corea haya hecho muchos más tests de diagnóstico y conseguido el menor porcentaje de fallecidos del mundo. Y se le atribuye a su mejor tecnología y organización. A toro pasado está claro que no debieron celebrarse el pasado fin de semana las manifestaciones del 8-M, las competiciones deportivas, ni los espectáculos culturales. Desde el 3 de marzo la agencia europea especializada lo desaconsejaba para países con estadísticas como la española.

A toro pasado, no se sostienen las explicaciones de Pedro Sánchez por esta permisiva actuación gubernamental, escudándose en consejos científicos. La comparecencia el jueves del presidente, de 40 minutos, fue más prolija que convincente. A este cronista le resultó más empática la intervención de Juanma Moreno, ayudada por la brevedad y el teleprónter, artilugio que ya utilizó ayer Sánchez. Y si hablamos de liderazgos, Christine Lagarde no ha debutado con éxito en su primera crisis al frente del Banco Central Europeo.

A toro pasado, se echa de menos a Mario Draghi, cuya frase de 2012 "haremos lo que sea necesario para preservar el euro" inspiró la de Sánchez de que tomará "las decisiones que hagan falta, cuando hagan falta y donde hagan falta". La presidenta del BCE ha quedado desacreditada por los mercados y sus propios servicios. El jueves dijo con la altanería que la caracteriza que su institución no estaba para cerrar los spreads [las ventas especuladoras a corto].

En vista del batacazo en todas las bolsas de Europa que generó con esa afirmación, contrapunto de la de Draghi, ayer el ex gobernador del Banco de Irlanda y economista jefe del BCE dijo lo contrario: "En realidad, estamos aquí para cerrar spreads". De hecho, la CNMV ha prohibido las ventas a corto en España, como hizo por cierto en julio de 2013 durante tres meses. A toro pasado, a la UE le ha fallado el BCE, también la carencia de una política fiscal común, e incluso la ausencia de una estrategia sanitaria coordinada. A toro pasado, España ha aprendido del error del gradualismo italiano y declara el estado de alerta, con aislamiento máximo de la población.

En Andalucía se han cerrado colegios, comercios y centros de ocio. Y ha cerrado filas la Junta con el Gobierno central y la oposición con el Gobierno andaluz. España no está de vacaciones, ni para bromas de peleas políticas. El toro que está por delante es derrotar a la pandemia viral lo antes posible.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios