Conversaciones con Erika

De la policia municipal

Me sorprendió su llamada desde el aeropuerto de Jerez. No la esperaba. Ha sido una visita relámpago. Se alojó en el Hotel Playa y asistió conmigo a la agónica victoria de nuestro Cádiz C.F. contra el Extremadura. Enamorada como está de Cádiz, no pierde ocasión de dar su opinión.

– Veo algunas mejoras respecto a mi última visita, sobre todo la oferta gastronómica y los magníficos carriles para bicis.

– Es verdad Erika, han abierto nuevos restaurantes con muchas terrazas que lo hacen muy agradable en esta época del año. Nuevos y con una magnifica presentación en los locales y el personal. En eso vamos mejorando

– En eso sí, pero la asignatura pendiente sigue siendo la limpieza. Las zonas más concurridas debían estar relucientes, es la cara visible de la ciudad, es la imagen que se llevan los visitantes. No está cuidado Jaime, hay incluso en calles principales fachadas de edificios abandonados, sucios y con muy mal aspecto.

– Erika, yo recuerdo no hace muchos años que el Ayuntamiento obligaba a los propietarios a conservarlas en buen estado.

– Pues no parece que ahora lo haga. También me ha gustado mucho el carril bici, es espectacular. Lástima que todavía su uso no sea muy importante, se ven pocas bicis y muchos peatones que lo utilizan para hacer footing.

– Tienes razón, pero habrás visto, o mejor dicho, no habrás visto policía municipal por las calles, no hay nadie que controle si los dueños de perros hacen las cosas bien, si el carril bici es convenientemente utilizado, si se tiran desperdicios al suelo, o se hacen pintadas en fachadas y monumentos…no hay policía municipal...

– Ahora han sacado veinte plazas, pero eso queda muy lejos de las necesidades. Los ayuntamientos no se gastan dinero en policía municipal y mira lo que está pasando en Barcelona con la seguridad ciudadana, es horrible.

– No compares Jaime.

– No comparo, constato un hecho en muchos de estos ayuntamientos “del cambio a peor”. Parece que tienen el concepto de que las policías municipales son represivas y ni les dotan de material ni cubren plantillas, una vergüenza. (Continuará).

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios