Un milagro de la Edusi

El milagro guarda alguna relación esotérica con la multiplicación de los panes y los peces en los depósitos

A la Edusi ya se le atribuye un milagro en Cádiz. Por supuesto, es un milagro ateo, no vaya a ser que Martín Vila la retire de la memoria. Con un milagro, si lo admite el Vaticano, es verdad que la podrían hacer beata; y eso que tendría adelantado la Edusi para que le quiten su nombre a un colegio mayor de la Universidad de Cádiz, si se lo dedican algún día. El milagro de la Edusi guarda alguna relación esotérica con la multiplicación de los panes y los peces; y así, en los antiguos depósitos de la Tabacalera, la Edusi ha conseguido que se construya un complejo, donde va a caber todo: un centro cultural, un centro de empresas, un centro de formación, un centro de turismo, un centro de energías renovables… Es como otro palacio de congresos y una extensión de la Zona Franca, pero en Loreto, dedicado al ocio y al negocio.

-Y la Ciudad de la Justicia. No se olviden de la Ciudad de la Justicia, que también la anunciaron para los depósitos.

-¿Y un gimnasio no cabe?

Nunca se sabe, pero es posible. El mayor de Cádiz, como todos los últimos que están proyectando. Ustedes reírse de los abdominales de Cristiano Ronaldo.

Al antiguo depósito de la Tabacalera le cabe todo. No voy a decir que es como el toto de la Bernarda, porque esos borderíos machistas están desfasados y ya no se dicen ni en el Carnaval, no vaya a ser que te echen un jarro de agua fría.

El depósito, en otros tiempos anteriores de la Teo, cuando consiguió la cesión, fue comparado con el centro cultural del Matadero de Madrid. A Pepe Blas Fernández se le ocurrió llamar a su primo Martín José García, por entonces presidente del Consejo de Hermandades y Cofradías, para organizar una exposición de pasos de Semana Santa. Pero menos mal que no cuajó esa idea costumbrista, en un sitio tan vanguardista. Ni tampoco la de instalar allí el Museo del Carnaval, que cabría. También se dijo que en Cádiz no hay artistas suficientes para llenar de obras de arte los depósitos de Tabacalera. Debido a su inmensidad, no a la escasez de artistas.

El milagro de la Edusi ha sido del agrado de todos los partidos. Laura Jiménez, la concejala, está como si le hubiera tocado la lotería. También es cierto que con los 19 millones que va a repartir la Edusi en Cádiz se pueden hacer milagros, o al menos intentarlo. Y habrá que explicar lo de la Ciudad de la Justicia, que es lo más milagroso, y no depende de la Edusi.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios