Negro sobre negro

Una travesía por el mundo del crimen

  • Antonio Lozano, director de la Serie Negra de RBA, presenta mañana en la BCNegra 2021 una obra que repasa el género y sus encuentros con autores de culto

Antonio Lozano. Antonio Lozano.

Antonio Lozano.

El género negro fascina a millones de personas en todo el mundo. Podríamos decir que hasta los libros del viejo testamento tienen su dosis de sangre. Caín asesinando a su hermano con una quijada; Abraham dispuesto a acuchillar a su único y deseado hijo por obedecer las voces que oye en su cabeza; la hermosa Judith decapitando a Holofernes tras seducirlo... ¿Qué dice de nosotros como sociedad esa fascinación por el crimen? Para intentar responder a algunas de estas preguntas, y de paso hacer un repaso por algunos de los mejores autores del género desde siempre, Antonio Lozano, que en 2018 se hizo cargo de la dirección de la colección Serie Negra de RBA, ha escrito ‘Lo leo muy negro:Travesía por crímenes reales e imaginarios’ (Destino). El libro se presenta mañana en la BCNegra 2021, en un acto que tendrá lugar a las cuatro de la tarde y que se celebrará en el Palacio de la Virreina de la ciudad Condal.

Portada del libro. Portada del libro.

Portada del libro.

Como si se tratara de una novela mismamente, ‘Lo leo muy negro’ explora cómo el crimen y la vida conspiran y dialogan para despertar en nosotros una pulsión entre morbosa y fascinante. El libro se antoja imprescindible para los lectores ávidos del universo noir que nos ocupa en esta sección semanal.

En sus poco más de 400 páginas Lozano revisa a Truman Capote, Dashiel Hammet, Arthur Conan Doyle, George Simenon, John Connolly, Agatha Christie, Fred Vargas, Henning Mankell, Edgar Allan Poe, Raymond Chandler, James Ellroy, Juan Marsé, Jo Nesbo, Jim Thompson o Dennis Lehane, sólo por citar a algunos. Pero va un poco más allá y, con un lenguaje ameno, también se ocupa de películas o series de televisión como True Detective, cuya fascinante primera temporada ha quedado en la retina de todos los amantes del género.

“A través de un poco de historia, perfiles de autores clásicos y contemporáneos, un repaso a los detectives más relumbrantes, atención a escuelas y mutaciones, análisis de películas y series de televisión, y otros apartados, ‘Lo leo muy negro’ es un intento por entender el papel y el sentido que juega el crimen literario (tanto a través de la ficción como de la no ficción) en nuestras vidas, lo que nos aporta y lo que revela acerca de nosotros”, ha comentado Lozano, que en su obra también repasa anécdotas que ha vivido con algunos de los autores más venerados en estos momentos, como cuando John Connolly insistió en llevarlo en coche a su hotel tras mantener un encuentro.

“El crimen no es más que una excusa, un reclamo, un envoltorio. Y antes que individuos enfermizos y peligrosos, somos criaturas curiosas e inquietas, inmersos en una labor de conocimiento y exploración complementaria a la del antropólogo, el sociólogo o el psicólogo. Si el crimen nos seduce no es por la sangre sino porque habla de nosotros, o de la peor versión de nosotros”, apunta.

Un auténtico tratado sobre la novela negra pasada y presente.

La Saga: Jules Maigret, el hombre tranquilo

Jules Maigret, el comisario de la Policía Judicial de París creado por Georges Simenon hace casi un siglo, siempre merece una revisión. Sin alcanzar la excelencia literaria de algunos clásicos, de damas de la novela negra como Patricia Highsmith, que siguen siendo actuales en pleno siglo XXI, Maigret tiene una humanidad de la que carecen muchos de sus contemporáneos. Desde que un buen amigo me regalara un volumen que contenía tres de sus historias, en una edición de Grandes Maestros del Crimen y Misterio, Maigret se ha convertido en un personaje al que poder volver con asiduidad. Aquellas tres novelas eran: ‘Maigret y el perro canelo’, ‘Maigret en casa de los flamencos’ y ‘Cecile ha muerto’, pero son muchas más las recomendables dentro de la larguísima trayectoria de Simenon y su personaje más querido desde aquel primer título de la saga, ‘Pietr, el letón’.

Las novelas protagonizadas por Maigret están repletas de tonos grises y personajes llenos de matices, remordimientos, culpas y, también, maldad.

Como el siempre presente Holmes, Maigret también gusta de fumar en pipa y usa sombrero hongo que le da un aspecto sereno y respetable. Se deja llevar por su intuición, aunque en muchos de sus casos concede el beneficio de la duda a sus sospechosos. Otro rasgo muy humano.

Una escena de 'Laura' con la bellísima Gene Tierney. Una escena de 'Laura' con la bellísima Gene Tierney.

Una escena de 'Laura' con la bellísima Gene Tierney.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios