Cultura

Sin noticias de la Junta en Santa Cruz

  • La parroquia sigue a la espera de que se retire el aparato para el aire acondicionado sobre una capilla

Camino de la década va a estas alturas las cuentas pendientes de la Junta de Andalucía con la parroquia de Santa Cruz. En el año 2007, con motivo de las exposiciones de Andalucía Barroca que tuvieron lugar en toda la región, la administración andaluza restauró la Catedral Vieja y la acondicionó con modernos aparatos que luego no se utilizaron nunca y que desde entonces están a la espera de ser retirados. Y de todos ellos, el que más preocupa a la parroquia es la pesada maquinaria que se habilitó sobre una de las capillas laterales del templo (la del Señor de Medinaceli, en concreto).

En teoría, esa pesada infraestructura se instaló en una de las azoteas de Santa Cruz para propiciar que el templo tuviera aire acondicionado. Se entendía que permitiría una mejor conservación del inmueble, y fruto de ello incluso se hicieron una serie de taladros en el altar de mármol de los Genoveses de los que hoy sobresalen unos tubos de plástico. Pero el aire acondicionado nunca se activó, y desde esa actuación el aparato sigue instalado sobre la capilla de Medinaceli -después, eso sí, que se colocara en un primer lugar en una zona de tremendo impacto visual que provocó las críticas y obligó a la Junta a trasladarlo a su actual emplazamiento-.

Este asunto es una de las principales preocupaciones desde que el actual párroco, Rafael Fernández Aguilar, llegó al barrio de El Pópulo hace poco más de un año. Entre otros asuntos, porque considera que el peso que la maquinaria está ejerciendo sobre la cubierta de la capilla puede estar afectando a su estructura, por lo que la retirada de esta maquinaria sin uso evitará problemas futuros.

Por este motivo, hace meses que la parroquia envió un escrito a la Junta solicitando su intervención para reparar las deficiencias pendientes desde 2007 y, principalmente, para retirar de la cubierta esta maquinaria. Pero transcurrido este tiempo, Fernández asegura no haber recibido aún respuesta ninguna de la administración autonómica, que -dicho sea de paso- también tiene pendiente la elaboración de un Plan Director que determine la hoja de ruta de la rehabilitación de este templo que conserva su categoría de Catedral.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios