Cultura

El empoderamiento de las mujeres del FIT

  • Han dado un giro a su programa con motivo del XX Encuentro que han realizado este fin de semana, con mesas de trabajo que desarrollarán todo el año

Las sinergias que cada año emanan del Encuentro de Mujeres del FIT han eclosionado este año. Un nuevo giro, otra dinámica de trabajo ha fluido esta edición con motivo del XX aniversario, "donde queríamos hacer algo especial y hemos obtenido un resultado más que positivo". Un resultado en donde el "empoderamiento de las creadoras de Latinoamérica y España ha sido muy potente".

Con estas palabras describe Mariana González, coordinadora el encuentro de féminas, el fruto del proyecto que han puesto en común durante este fin de semana. Y es que del simposio común han pasado a las mesas de trabajo, conformando un total de seis, que llega tras la experiencia adquirida estos 19 años atrás. "El formato y encuentro ha sido siempre un espacio de práctica para conceptualizar y aprender a estar en el mundo", explica. "Pero sentíamos que este ciclo había cumplido su función y que ya estábamos en otro momento, que necesitábamos menos estructura y más espacio de encuentro". Han pasado de la teoría a la acción, "pues antes contábamos lo que hacíamos y ahora nos encontramos para crear".

Es así como los seis grupos que han formado ya cuentan con importantes conclusiones y retos para llevar a cabo en los países de origen de sus participantes, un total de 40 en total. "Hemos potenciado lo que sucede aquí para activarlo en todos los sitios de donde venimos, aprovechando esta oportunidad de encontrarnos mujeres de aquí y allá, que no es habitual", asevera la coordinadora del evento.

Así, entre las líneas de trabajo que han creado figuran las denominadas Temporadas de igualdad, "un proyecto francés que se implantó en España hace un par de años y que viene pujando. Este año se ha firmado la carta de adhesión y se ha generado una herramienta para ver cómo expandirlo".

La creatividad y el placer ha sido otro de los puntos desarrollados, modificando los conceptos de trabajo relacionados con el esfuerzo para "empezar a desvelar caminos sociales para trabajar desde el impulso, el entusiasmo, el placer y la necesidad".

Otra de las líneas ha sido la creación de puentes entre los social y lo cultural. "Sentíamos que en España es estrecho el margen de posibilidades y que hay una mirada hacia Latinoamérica, donde se hace desde hace tiempo de forma más revitalizadora". De hecho, tienen pendiente la realización del informe.

El arte y la educación se han fusionado con la estética del vídeojuego en otro apartado, con el fin de reflexionar sobre la sexualidad y el género y, por último, profundizaron en la idea de "echar raíces en mí". Aquí han trabajado con la idea de la raíz a través del lugar y el territorio, "pero también desde un territorio interior que te hace más segura". El fin es ver "cuál es nuestro lugar como creadoras en un ámbito donde sentimos que no tenemos lugar". Un brillante punto y final que transformaron en la mañana de ayer en una performance en la Caleta que han creado en estas fructíferas jornadas.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios