Pesca

La proliferación del alga invasora está acabando con los caladeros de Cádiz

  • En algunos puntos del litoral gaditano han desaparecido especies comerciales como el pez sable, la urta o algunos peces de roca

Uno de los barcos artesanales de Barbate tras la retirada de un cargamento de algas atrapado en sus redes.

Comentarios 6

“Si fuese chapapote, ya se habría declarado la alerta medioambiental y se estaría actuando contra el alga invasora asiática (Rugulopterix Okamurae) que está acabando con una de las reservas marinas mejor conservadas del litoral gaditano”, la zona comprendida entre el Faro de Camarinal y el poblado de Sancti Petri, un franja costera de la que dependen flotas artesanales como las de Barbate y Conil.

Los primeros en dar la voz de alarma fueron los pescadores de Algeciras y Tarifa

Así de contundente se ha pronunciado el gerente de la Organización de Productores Pesqueros Artesanales Lonja de Conil (OPP-72), Nicolás Fernández. Este representante del sector pesquero gaditano y andaluz considera que después de haber analizado todos los parámetros, estamos ante “una catástrofe ambiental sin precedentes en nuestra zona, de una gran envergadura, donde lo que vemos en las playas es solo la punta del iceberg”. En su opinión, “lo gordo está abajo, en la mar, donde a 40 o 50 metros hay un manto verde copado totalmente”.

Los primeros en dar la voz de alarma fueron los pescadores de Algeciras y Tarifa que utilizan el arte del trasmallo. Luego han sido los de Barbate y ahora los de Conil. Salen a pescar y lo que recogen son kilos y kilos de un alga que se agarra a la red y que en algunos casos imposibilita su subida a la embarcación, lo que ha llevado en algunas ocasiones a cortar las cuerdas y dejarla perder en el fondo marino.

Además de los perjuicios ambientales que provoca dejar una red caer al fondo marino, los pescadores que utilizan este sistema de pesca o del palangre de fondo precisan de la compra de un nuevo paño de redes, lo que suma más costes a las pérdidas que ya vienen padeciendo desde hace casi dos años y que se unen a la compra de la carnada, el gasoil, hielo, Seguridad Social, gastos de lonja y vendedurias.

Esta situación está llevando a la ruina a los pescadores poco a poco. Así, lo ha manifestado el patrón mayor de la Cofradía de Pescadores de Barbate, Alfonso Reyes, quien asegura que a los barcos que faenan en la modalidad de trasmallo y de palangre de fondo les está acarreando unas pérdidas de más de 500 euros al día.

Desde el Ayuntamiento de Conil se impulsará una moción en el pleno correspondiente a este mes de septiembre en la que se instará a las administraciones superiores a que tomen medidas urgentes, como es el caso de la Junta, que tiene las competencias sobre las aguas interiores, mientras que al Ministerio de Transición Ecológica se le solicitará la declaración de especie invasora a este alga, lo que podría permitir actuar sobre ella y para que los pescadores puedan acogerse a algún tipo de prestación por la pérdida de su actividad.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios